IZQUIERDA ESPPAÑOLA

IZQUIERDA ESPPAÑOLA

 

Otro Partido de la Izquierda Falangista, empaquetado por el Régimen y financiado por el Grupo Planeta

IZQUIERDA ESPPAÑOLA

La "Nueva Izquierda" ya es Liberal

¿y Católica, pero no practicante?

En un Estado Totalitario, fuera del Régimen no hay nada. La Independencia es nada. Porque la Independencia se define como el "Centro" de todo, fuera de lo cual no hay nada.

IZQUIERDA ESPPAÑOLA

 

Contra los enemigos del omnipotente, omnisciente y omnipresente Régimen del 78' vale todo. No hay límites, no hay Justicia. No hay piedad.

Ser enemigo del Régimen del 78', que acoge en su seno a todos los colores y cabeceras oficiales, desde los radicales de un extremo hasta los radicales opuestos, pasando por izquierdas sin dextrosa, y Derechas populosas, ubicando la independencia en un supuesto centro del torbellino de engaños partidistas y partidarios. Todos ellos forman el Régimen del 78', un sujeto político llegado desde "el franquismo con Franco", y asaltante de las Instituciones en busca de una fuente de legitimidad del expolio, tras la muerte del viejecito dictador, transmutado por la "liturgia transacta" en una falsa democracia que reina sobre gentes desinformadas, que apenas encubre ya la realidad de ser "otro franquismo sin Franco".

 

Fuera del Régimen no hay nada. La Independencia es nada. Porque la Independencia es el centro de todo, fuera de lo cual no hay nada.

 

Las mismas Familias que se enriquecieron gracias a la corrupción -y mucha obra pública, con sus concesiones, sobrecostes y otros espléndidos privilegios que les prepararon para ir aparentando un libre mercado con su competencia y todo-  en del "franquismo con Franco", son las que se benefician del Estado a costa de sus habitantes -hoy, los beneficiarios, son sus causahabientes, herederos u adquirentes.

Los Partidos y Medios del Régimen, fuera de los cuales no hay nada. La Independencia como nada.

 

CUANDO EN UN ESTADO, AL INDEPENDIENTE SE LE MARCA COMO "ENEMIGO DEL RÉGIMEN", ESE ESTADO ES TOTALITARIO

 

Izquierda Esppañola no parece ser nada. Ni para los causahabientes del Editor amigo de Franco, con cuya "amistad" legionaria y Falangista fundó y desarrolló el Grupo Planeta, para que -junto a los otros medios amputados a la sociedad durante el periodo del franquismo con Franco, pasando por la "transición" al "franquismo sin Franco" y "más allá"-, formasen un Mercado Libre y regido por la libre competencia. Cuyos únicos actores comenzaron siendo ellos.

 

Un Mercado Libre y regido por la libre competencia. Cuyos únicos actores comenzaron siendo ellos.

Un Monopoly en el que un jugador empieza con todas las casas, hoteles, inmuebles y dinero

 

Un Monopoly en el que un jugador empieza con todas las casas, hoteles, inmuebles y dinero. Y a eso mismo, cuando el Oligopolio surgido de Franco lo hizo en "su" así adquirido "Libre Mercado", lo llamaron "Libre Competencia".

Las familias, que hoy se ocultan tras el IBEX y otros escondites todavía más opacos, son las que apoyan el conglomerado que da cobertura a esta nueva oferta política, en su mercado político único, tan diverso y monolítico. 

Un nuevo recambio para el sonriente, enfadado y finalmente extinto líder de Ciudadanos -personaje, que no persona, que conocimos por los periódicos oficiales, los papeleles oficiosos y los Medios de desinformación paralelos (y lelas), hasta que la soberbia les infectó la marioneta y la cambiaron. Por otra "magnífica abogada" sin experiencia ni mérito reseñable, que al igual que su mentor, el abogado Rivera, un vez de vuelta al sector privado, tuvieron ocasión de demostrar su valía: ninguna.

Pero el apoyo de los Dueños de nuestro querido Libre Mercado (en el que que también cotizan políticos, no solo Tv o prensa, también otras beneficiarias y concesionarias del Estado) vale como viaje a Lourdes. Hoy, ambos son lo que querían cuando comenzaron en política: ricos con la vida resuelta.

Diferentes colores ocultan el sabor único

De nuevo vuelven al Mercado (a su mercado) con una nueva -peropoco- oferta: Un Nuevo Partido que denuncia y lava más blanco que el que ofertaban ayer, pero más liberal y aseadito, con su Indignación y todo. Un Partido de Izquierdita Católica no practicante, para tranquilidad de los que insultan a dios y luego piden perdón. 

 

Un Nuevo Partido que denuncia y lava más blanco que el que ofertaban ayer, pero más liberal y aseadito, con su Indignación y todo

 

A la pregunta de si a su naciente criatura la dotarán de Cadena de TV y periódicos sincronizados, responden: "Tu eres bobo o de que. Los periódicos ya los tienen, y las televisiones las reciclamos de otras ofertas anteriores ya caducadas, que las tenemos de todos los colores".

 

Se les ve incómodos ...

 

¿Hay alguien fuera del Sistema? ¿Algún "Desafecto" al Régimen?

¿OTRA IZQUIERDA INDIGNADA AL SERVICIO DEL RÉGIMEN DEL  78' ?

La promoción, a cargo del PP, las candidaturas las pone el PSOE 

 

El "Indignaos", de Stephane Hessel, impulsor del 15 - M, produjo el embrión de algo a lo que se ha venido a llamar "Nueva Política"; la política del político con careto indignado, llamando a una venganza en forma de voto. Populismo puro, que -como el Frankenstein de Shelley-, nada construye y todo destruye.

 

El 27 de marzo de 2019, escribimos en Punto Crítico, 

..., en realidad, en esta democracia sin demos, no hay adversarios políticos; todo es PPSOE. Incluso ahora, los dos términos de esa misma ecuación, que parece compuesta por 5, continúan siendo dos; por un lado el PSOE con sus “juventudes” de Podemos, IU y “confluencias” diversas, por otro lado el PP con su satélite, amamantado en la charca de las ranas de Esperanza Aguirre, VOX, y en el medio la síntesis de ambos, los Ciudadanos de Solana, Bono, Zaplana y Aznar.

Recordemos: 2004, 11 de marzo. Atentados. Una farsa de investigación, dio lugar a una farsa de juicio, que, como no podía ser de otra forma, acabó en una farsa de Sentencia.

https://puntocritico.com/2017/12/14/el-final-del-estado-de-derecho-la-lucha-antiterrorista-del-estado-de-excepcion-a-la-dictadura-jean-claude-paye/

 

Cuarenta años viajando y sin movernos de sitio

 

 

Y, como sabemos, y nos recordó el tristemente fallecido, Alfredo Grimaldos, en su obra "La CIA en España", fue gracias al control del PSOE por la CIA durante todo el proceso que condujo del "Franquismo sin Franco" a la llamada Transición, consistente en lo esencial en reinstalar al Franquismo en las Instituciones diseñadas por la Constitución de 1978, que conseguimos ser súbditos y demócratas a la vez, gracias a un folleto que nadie leyó. 

 

La llamada Transición, consistente en lo esencial en reinstalar al Franquismo en las Instituciones diseñadas por la Constitución de 1978, que conseguimos ser súbditos y demócratas a la vez, gracias a un folleto que nadie leyó

 

Pero, resultó que, al final, nos otorgó una Organización Política Corrupta en todos sus vértices, que hoy es la envidia de Europa entera.

Por resumir: La CIA es la madre de la Transición española. Y el PSOE es su Profeta. El PP sirve al Poder Financiero surgido de la dictadura, y los millonarios son sus dueños (hoy, son los milmillonarios los dueños de sus dueños). Ciudadanos fue el penúltimo, y tercer intento, de crear un Centro del PPSOE, que fuese auténtica síntesis del PP (Zaplana y Aznar fueron sus más orgullosos mentores a la derecha del escenario) y del PSOE (con Solana y Bono destacando como los parturientos por la parte de las "fuerzas de la izquierda" del Régimen).

Para acabar el cuadro tenemos los respectivos extremos, si bien con virtualidad invertida: Por un extremo está PODEMOS, MASMADERA Y CONFLUENCIAS PSICOPÁTICAS A LA PRESUNTA IZQUIERDA DEL PSOE. Y en el otro lado del Ring, VOX -la obra de Esperanza Aguirre, que venía demandando el Poder Financiero (el más puro franquismo sin Franco), la cólera populista de los Nacional Católicos.

El equívoco se produce -y no por casualidad- respecto a las extremidades del Régimen, porque si en principio parecen apoyar al partido cuyo extremo ocupan, en realidad, benefician al otro partido del mediado Régimen, al restar votos a los suyos. 

Partiendo de la fraudulenta "Indignación" promovida por los Globalistas, surgió "Podemos" y su nube confluente en el populismo de izquierda. Y partiendo de las llamadas de la Derecha Económica, se eligió como "extra" al partido de una víctima del terrorismo más vil. Puro marketing. Y no sin antes blindar a un pepero "arrepentido", atendido y protegido por la mismísima e inigualable Esperanza Aguirre, como su única vox.

Todo esto soporta una explicación basada en la Geometría. Cada sujeto en un lado del montón, tiene un elemento simétrico y otro opuesto en otro lado del montón

Sólo faltarán estúpidos que les voten. Y en esto, vamos sobrados. Desde siempre.

No pasa nada, dentro de unos años nadie recordará su responsabilidad, la adquirida junto a su derecho al voto. Así, ¿alguien se acuerda de que su voto a PODEMOS fue el causante del inicio de un publicitado y mediático viaje, "espontáneo y apolítico", y aparentemente dirigido a ningún sitio -o mejor, contra todos los sitios-, un viaje hipermegaplanificado, que nos condujo a la actual situación? (en las Elecciones Generales de 2015, fueron más de 5.000.000). Lo mismo pasará dentro de pocos años (y muchas desgracias) con VOX.

Y vuelta a empezar. Parece cansino, tras medio siglo, pero en realidad no lo será: Los de nuestra generación ya nos vamos; los nuevos juegos de vida y muerte se representarán para los que vienen detrás. Y tendrán que enfrentarse al mal solos y sin las mínimas capacidades. Han rechazado la experiencia por "viejuna", han destrozado los Derechos Humanos y, sobre todo, han perdido la Paz. 

Por eso la pregunta permanentemente en el aire, comienza a tener respuesta: ¿Dónde está la Izquierda en España?

"No existe" es la respuesta a la que nos enfrentaremos de inmediato: Las personas de Izquierdas fueron Canceladas y sustituidas por narcisos deseantes, por los adalides del más puro capitalismo (Globalistas, defensores de poder del Capital Global sobre la Democracia y "negacionistas" de los Derechos Humanos, como garantía frente al Poder -hoy encarnado no en los Estados, sino en los milmillonarios, en personas que hemos permitido crecer hasta ser más fuertes que el poder público, más poderosas que los Estados)

 

 

Guillermo del Valle, construyendo una Hagiografía

Guillermo del Valle, otro Socialista al servicio del Régimen franquista sin Franco. Una Hagiografía para alguien del que nadie sabe cuáles pudieran ser sus éxitos (más bien parece que no existen), al margen de su predisposición a pastorear personas.

El PP pone a su disposición su participación en el moribundo "Ciudadanos", junto con su "Ejército" mediático, y el PSOE pone mucho más que los candidatos, además de sus propias acciones en el desahuciado "Ciudadanos".

Para crear una Izquierda, más que liberal, al servicio de la Derecha. Todo queda en casa; en la "Casa Común del Régimen del 78: El PPSOE".

 

‘La izquierda traicionada’, por Guillermo del Valle, editado por Ed.  Península, del Grupo Planeta

 

Guillermo del Valle se nos presenta como un abogado -se esfuerza por sustituir el procedente "sin apenas experiencia", por un escaqueante "destacado procesalista"-, que tuvo tiempo para todo. Y como también escribió un Panfleto para el Grupo Planeta, la multinacional del amigo de Franco, pues ahora resulta que también es un reconocido "escritor". 

La pregunta ha de quedar en el aire, hasta dentro de uno o dos lustros, como siempre ocurre con las cosas de votar: ¿En que se diferencia IE del PP?

A continuación publicamos una breve selección de la ingente información acerca de la "nada", que quieren convertir en "algo", con que nos han bombardeado inmisericordemente los medios del PP (y muy especialmente su nuevo medio "trumpista" -cuyas "exclusivas" comienzan a cuartearse-, en el que se cobijan los que hacían, hasta no hace mucho, el diario "El Pais", los primeros -en el tiempo- responsables de la degradación de la izquierda, causantes del ambiente propicio a la eclosión de "populismo" primero, y del "wokismo" después, que fagocitaron a lo que conocíamos por "izquierda"): Un mundo en el que la Izquierda solo existe para amparar al llamado Ultraliberalismo.

"Ultraliberalismo" o “neoliberalismo de Estado”, ideología con la que comienza el siglo XXI, que coloca la soberanía de las fuerzas económicas por encima de la soberanía política, imponiendo el principio del mercado ilimitado su poder exclusivo (Tzvetan Todorov, "Los enemigos íntimos de la democracia", 2012).

 

Les dejamos con los "Nuevos Medios" de desinformación creados por  la Derecha (a fin de competir con el monopolio mediático de la desinformación, hasta hace poco patrimonio exclusivo de la autodenominada "Izquierda Woke") y su intenso esfuerzo en favor del Candidato favorito de la Derecha para liderar un Partido que se proclama "de Izquierdas". Demencial. 

 

IZQUIERDA ESPPAÑOLA: El Partido de Izquierdas con el que sueña la derecha

 

Ciudadanos: La subasta de los restos

DE "CREE" A "IZQUIERDA ESPAÑOLA": EN BUSCA DEL HUÉRFANO POLÍTICO

Dos nuevos partidos se presentarán a las elecciones europeas tras el colapso de Ciudadanos, con la vista puesta en los votantes antinacionalistas de centro y de izquierda, aunque los expertos avisan que su tarea es casi inviable

Juan Casillas Bayo

ABC, 4 MAYO 2024

Igea y Bal, ahora adversarios, cuando eran compañeros en Ciudadanos EFE

 

Tras el colapso de Ciudadanos (CS) han surgido dos partidos políticos que concurrirán en las elecciones europeas del 9 de junio. Aunque uno se declara ideológicamente de centro y el otro de izquierda, ambos comparten un mismo objetivo: captar a un votante desmoralizado, hastiado y ajeno a la actual polarización que vive España. Estas dos formaciones entienden que no hay que elegir entre pactar con Vox o con los independentistas, espacios políticos a los que igualan, aunque una trata de situarse como una suerte de bisagra y la otra como un sustitutivo para los socialdemócratas que jamás votarían al PP, pero que en las últimas citas con las urnas han introducido su papeleta a regañadientes, conscientes de los devaneos de Pedro Sánchez con el separatismo.

Uno, que apuesta por un «centro puro», es Cree, acrónimo de las palabras centro, reformista, esperanza y ética, y nace de la asociación Nexo, montada por Edmundo Bal y otros ex de Ciudadanos con vocación de construir los cimientos de un espacio centrista sólido en un país acostumbrado a demasiados experimentos fallidos (UCD, CDS, UPyD y CS). Bal es el presidente de ese partido y, aunque no será él el candidato en las elecciones europeas –será César Vera, fundador de la formación paneuropea Volt–, está convencido de que desde el centro aún se puede seducir a una parte significativa del electorado español.

Otro, Izquierda Española, cuenta también con antiguos dirigentes de CS, como Francisco Igea, pero de su rama socialdemócrata, que era partidaria de explorar un pacto con el PSOE en 2019, cuando los dos partidos sumaban 180 escaños tras los comicios celebrados ese abril. Su embrión, El Jacobino, es firme defensor de que se pueden hacer políticas de izquierdas reivindicando la igualdad territorial y la ausencia de privilegios. En su lista a las europeas destacan perfiles diversos como Soraya Rodríguez (exportavoz del PSOE en el Congreso y eurodiputada con CS), Gorka Maneiro (UPyD), Francisco Igea (CS), Josu Ugarte (PCE), Ángel Pérez (IU), el director de 'Traidores', Jon Viar, y Eduardo Sotillos (exportavoz del Gobierno de Felipe González).

La pregunta es si en un escenario tan polarizado como el actual, donde la amnistía a los encausados del 'procés' lo contamina todo y sitúa las elecciones europeas casi como un plebiscito sobre las cesiones de Sánchez al separatismo, opciones menos histriónicas, más racionales y con ánimos de templar el debate público tienen alguna posibilidad de obtener representación. Expertos en demoscopia consultados por ABC coinciden en que su esperanza es prácticamente nula.

Los sociólogos coinciden en que 'a priori' las elecciones europeas son la mejor arena para los nuevos gladiadores por dos razones: hay una circunscripción única y no existe un porcentaje mínimo de voto para optar a la representación. En las generales, por ejemplo, cada provincia es una circunscripción, las menos pobladas reparten muy pocos diputados y se debe obtener el tres por ciento de los sufragios en cada una para tener opciones de conseguir un escaño por dicha zona. Pero aun así, el escaso conocimiento sobre las nuevas formaciones, su dificultad de penetrar en los medios y la fuerte división social en dos bloques –derecha versus izquierda y nacionalismo– les deja sin alternativas reales.

«Difícil, pero no imposible».

El presidente de Cree, Edmundo Bal, hace oídos sordos al pesimismo: «Es muy difícil, pero no imposible. Y no siendo imposible, hay que intentarlo». Quien fue de facto número dos de CS con Inés Arrimadas, tras su abrupta salida del partido y su ruptura con la actual dirección previo intento de liderarla, se agarra como percebe a la roca a una encuesta que publicó el BBVA el pasado septiembre, en la que se reflejaba que 1,5 millones de españoles se definen «de centro». «No queremos ser un partido de derechas como CS ni uno de izquierdas como UPyD. Somos de centro puro», dice Bal, en conversación con este diario.

 

«Es una quimera y una ensoñación que un votante socialdemócrata vaya a votar al PP»

Guillermo del Valle

SECRETARIO GENERAL DE IZQUIERDA ESPAÑOLA

 ***

«Somos la aldea gala de centro que resiste al imperio de la polarización»

Edmundo Bal

PRESIDENTE DE CREE

 

Cree está preparando el proceso de afiliación y de financiación, a través de 'crowdfunding', y Bal presume de que antes que se haya puesto en marcha, ya hay 350 solicitudes para militar en el partido, de las que el 35 por ciento son ajenas a Nexo, que tiene voluntad de perpetuarse como una especie de 'think tank' y ronda los mil asociados. «Hay mucha gente que está huérfana», insiste el abogado del Estado, que desliza el «sainete» vivido por su exformación, CS, a cuenta de sus negociaciones fallidas para integrarse en el PP. En las europeas, como adelantó ABC, el partido de Bal irá en coalición con Contigo, una plataforma municipalista, y lo hará bajo el nombre de Cree en Europa. Objetivo: alcanzar los 300.000 votos con los que podría conseguir el primer escaño. «Somos la aldea gala de centro que resiste al imperio de la polarización», resume el exdiputado, que remarca que no irá a ninguna parte con Vox ni con los partidos independentistas.

El secretario general de Izquierda Española, Guillermo del Valle, coincide en que se abre «una oportunidad» para nuevos partidos, pero él rehúye del centrismo que pregona Bal y reivindica «una izquierda valiente e indómita frente al nacionalismo» y en contra del «confederalismo asimétrico» que, según él, está aceptando el PSOE con sus pactos con ERC, Junts, Bildu, PNV y BNG. «Es una quimera y una ensoñación que un votante socialdemócrata vaya a votar al PP», apunta, en un mensaje que dirige constantemente a votantes de izquierda y centro-izquierda.

La posibilidad de establecer un cupo catalán, dice Del Valle, «es la negación de la izquierda». Eso, añade, por no señalar que Junts, nueva pata en la ecuación Frankenstein de Sánchez, «es de extrema derecha». «Entiendo que haya quien ha votado con la pinza en la nariz porque Vox repele, pero yo tampoco quiero que la gobernabilidad dependa de Junts, ERC y Bildu», zanja.

 

Edmundo Bal y Francisco Igea, excompañeros en CS, apoyan ahora a distintos partidos: uno centrista y otro socialdemócrata

 

Caso curioso es el de Francisco Igea, exvicepresidente de Castilla y León y procurador en las Cortes. Tras su paso por UPyD y CS y estar en los inicios de Nexo, la plataforma de Bal, ahora forma parte de la gestora de Izquierda Española. Su diagnóstico es claro: «No hay espacio para el 'centro-centrado' porque hay mucha polarización. CS mató toda la credibilidad del centro. El espacio político ha muerto».

Él fue una de las cuatro voces que, en junio del 2019, pidió en el Comité Ejecutivo del Ciudadanos de Albert Rivera levantar el veto a Sánchez y negociar su investidura. Otra de ellas, la de Javier Nart, forma parte de Cree. En aquella cita, el destino de CS cambió para siempre. La inmensa mayoría optó por mantener el 'no es no' al PSOE y en la repetición electoral –tras un amago 'in extremis' de abstención bajo condiciones imposibles–, los liberales cayeron de 57 a diez actas en el Congreso. El principio del fin. «Ofrecer un bote salvavidas a los votantes de Sánchez no va a ser difícil», remata Igea, convencido de lanzarlo a babor.

«El contexto no les favorece».

¿Pero qué opinan los expertos? ¿Tiene opciones un nuevo partido de centro? ¿Y uno de una izquierda moderada que reniega del nacionalismo? «Es verdad que las elecciones europeas son las más sencillas para conseguir entrada», expone María Martín, directora de comunicación de GAD3. No obstante, añade: «El contexto no les favorece. Antes solo había un partido en cada bloque y los 'outsiders' tenían mucho más espacio para entrar».

 

«El clima social no es el del 2014. Lo tienen muy complicado. No existe esa gran crisis económica»

José Pablo Ferrándiz

DIRECTOR DE OPINIÓN PÚBLICA Y ESTUDIOS POLÍTICOS DE IPSOS

***

«El contexto no les favorece. Antes solo había un partido en cada bloque y los 'outsiders' tenían mucho más espacio»

María Martín

DIRECTORA DE COMUNICACIÓN DE GAD3

 

Por un lado, Martín remarca que en un ambiente «tan polarizado» es muy complicado que cuaje una vía centrista. Y por otro, con un debate público monopolizado por la amnistía, el 'procés' y el posible regreso del prófugo Carles Puigdemont, es difícil que un partido de izquierdas se abra hueco con un «discurso 'antiprocés'» que ya ocupa el PP. CS, apunta, tampoco tiene «capacidad de recuperación».

José Pablo Ferrándiz, director de Opinión Pública y Estudios Políticos de Ipsos, apunta que una baja participación y un voto crítico con la corrupción podría favorecer a esos partidos, pero aun así ve «muy complicado» que rasquen algún eurodiputado. «El clima social no es el del 2014, no existe esa gran crisis económica y estas formaciones son grandes desconocidas». CS, agrega, «no es una opción considerada ni por el crítico del PP». Ferrándiz sí aprecia cierta orfandad en el electorado de centro, pero apostilla que es «el más difícilmente reactivable y motivable». Martín discrepa y no ve un votante huérfano tras la debacle de CS: «Ha vuelto a casa. El ochenta por ciento era de centro-derecha».

 

Dibujo de Zeichnung von Friedrich Engels en el cual de izquierda a derecha aparecen: Arnold Ruge, Ludwig Buhl, Karl Nauwerck, Bruno Bauer, Otto Wigand, Edgar Bauer, Max Stirner, Eduard Meyen, dos incógnitas y Friedrich Koppen como teniente de más a la derecha que se sienta en la mesa.

LAS DOS CARAS DE… GUILLERMO DEL VALLE

Por Jano Luna
Ojo Avizor, 10 ENERO 2024
Del Valle, otro político corrupto del Grupo Planeta, la cabecera del Régimen del 78'.

 

¿Quién es Guillermo del Valle? Si acudes al oráculo Wikipedia, encontrarás el perfil de un exfutbolista peruano con 79 años. Fallo evidente. Guillermo del Valle Alcalá, madrileño de 34 años, acaba de fundar un nuevo partido, Izquierda Española que se suma al supuesto fin del bipartidismo. Su ausencia de la enciclopedia virtual no tardará en resolverse, a tenor de las muy intensas y extensas apariciones, desde finales de 2023, en medios y redes sociales —sabido es que se retroalimentan—, más propias de una figura pública consolidada. De momento se mantiene en Linkedin, plataforma laboral de gente en busca de empleo, donde aprovecha para desgranar su ideario político y ofertar su curriculum.

Mediante esta página y otras referencias, sabemos que Del Valle es abogado independiente, especializado en civil, laboral y penal —es decir, en casi todo—. Ejerce el turno de oficio y asesora gratis a asociaciones de barrio, datos que confieren modestia a su estatus social. Tiene labia suficiente para copar los 26 minutos de la entrevista en Onda Cero que le concedió el 3 de enero Carlos Alsina, tercero en el ranking de audiencia radiofónica tras Àngels Barceló y Carlos Herrera.

Alsina sorteó con habilidad el único escollo en su programa: explicar por qué había invitado al todavía nada famoso líder de Izquierda Española, a un espacio donde han desfilado estrellas como Sánchez, Feijoo y Díaz Ayuso… con la notable ausencia de Abascal. El entrevistado se presentó a sí mismo sin autobombo, para pronunciar enseguida un largo discurso que el entrevistador escuchó con media sonrisa, sin dispararle preguntas incómodas. Los oyentes supieron entonces que Del Valle había militado en Unión Progreso y Democracia, el primer partido que pretendió quebrar la hegemonía de PP y PSOE, con resultados tan lamentables que llevaron a su desaparición. Ocupó un cargo directivo en plena desbandada de mandos y militantes.

Para acceder a periódicos, emisoras de radio, cadenas de televisión, nada mejor que publicar un ensayo regeneracionista en plena gresca entre el gobierno bipartito de Pedro Sánchez y la oposición dual de Alberto Núñez Feijoo. La portada muestra una rosa blanca —¿desteñida?— sobre fondo rojo, que alguien ha tirado al suelo. Se titula ‘La izquierda traicionada’ y lo ha editado Península, del Grupo Planeta, también dueño de Atresmedia —Antena 3, La Sexta, Onda Cero—. Un imperio de comunicación con suficiente influencia para aupar a un político poco conocido. No obstante, Del Valle afirma que su proyecto no tiene patrocinadores, y pretende atraer a las nutridas filas de descontentos que desertan del centro y de la izquierda.

Si alguien sospecha que el libro pudiera mecerse en la ola del antisanchismo, que cante bingo. No es casual que el prólogo lo haya escrito Juan Francisco Martín Seco, 80 años, ex alto cargo con Felipe González, asesor económico de Julio Anguita y dimitido como militante socialista en 1999. Hace tiempo aseveró, «Sánchez es todo lo contrario a la ideología de izquierdas».

Felix Ovejero se encarga del epílogo. Este fundador de Ciudadanos —otra formación con triste recorrido—ha sido inmisericorde con el actual presidente, «el gobierno de España se está decidiendo con delincuentes que quieren destruir el Estado». Martín Seco y Ovejero apoyan a la asociación política ‘El Jacobino’, germen de Izquierda Española, desde cuya web su dueño, Guillermo del Valle arremete contra la ‘izquierda reaccionaria’, al igual que aprovecha sus trabajos como colaborador periodístico y tertuliano para pedir que no se hagan concesiones a los nacionalismos y que el estado central recupere competencias autonómicas en ámbitos como educación, sanidad, seguridad, justicia, fiscalidad y medio ambiente. Retorno al centralismo, rechazo al federalismo.

Dada su misma edad que la del flamante primer ministro francés, Gabriel Attal, y dado el mutuo espíritu jacobino, cedamos a la tentación de las comparaciones injustas. Trayectorias inversas. Attal pasó del socialismo al centro político de Emmanuel Macron con pretensiones equidistantes. Del Valle ha transitado desde el liberalismo económico a la socialdemocracia, o gestión capitalista con rostro humano. Mientras el galo ostenta un historial espectacular, con una secretaría de Estado y dos ministerios, el madrileño aspira a obtener un puesto de eurodiputado, el 9 de junio, para preparar el salto al Congreso. 

Gabriel se declara homosexual sin complejos, con pareja de parlamentario europeo.  Guillermo defiende el respeto a las minorías, pero ataca a Unidas Podemos —sin nombrarla—, por la «visión posmoderna que ha causado estragos con leyes desacertadas». Nunca alude a su situación sentimental; cabe imaginar que se ceñirá a los cánones tradicionales.

Los ‘progres’ han recibido el invento entre la indiferencia y el cachondeo. Leo en un titular, «La izquierda exquisita»; entradilla, «aún con bastante base de razón, no le auguro futuro a Izquierda Española, un partido de intelectuales y cabreados». Para un colaborador de El País, IE es «la izquierda pagafantas», y «la prensa de derechas saluda con buenas palabras y muestras de alegría el nuevo partido no nacionalista impulsado por el abogado Guillermo del Valle».

 En X/Twitter: «Izquierda Española es de izquierdas y en las droguerías venden droga».

 

El Roto

*******

Cada periódico quiere tener su partido. ¿O era al revés?

QUIÉN ES GUILLERMO DEL VALLE, EL LÍDER DEL NUEVO PARTIDO IZQUIERDA ESPAÑOLA

Empezó su carrera política en UPyD

Por Inés Pascal

Diario de Navarra, 4 ENERO 2024

Guillermo del Valle (ARITZ SOLA). ¡Hay un del Valle en mi sopa!

 

A medio año de las próximas elecciones europeas ya se conocen las formaciones que intentarán hacerse con alguno de los 61 escaños elegidos por los españoles. Entre ellas se encuentra Izquierda Española, un nuevo partido que, en un intento por convertirse en la alternativa al PSOE, rechaza absolutamente cualquier concesión a los nacionalismos y propone una recentralización del Estado en algunas materias.
 
Como líder de esta candidatura se encuentra Guillermo del Valle. Licenciado en Derecho por la Universidad Autónoma de Madrid, ejerce como abogado procesalista desde 2012 e inició su carrera política en UPyD, con un mayor protagonismo en la etapa final del partido bajo el liderazgo de Gorka Maneiro. Más tarde siguió los pasos de este último y se convirtió en portavoz adjunto y responsable de ideas políticas de la Plataforma Ahora. Esta iniciativa que se definía como una "alternativa política nacional, progresista, laica y regeneradora, ubicada en el centro izquierda, socialdemócrata y europeísta y que defienda la igualdad y los derechos de ciudadanía" se disolvió en 2019 tras no conseguir sus objetivos. Fue en el año 2020 cuando Guillermo del Valle decidió fundar su propio ‘think tank’ como plataforma desde la que apoyar su proyecto de una izquierda centralista en España. Con el apoyo de figuras como Francisco Igea (exvicepresidente de la Junta Castilla y León con Ciudadanos), Nicolás Redondo Terreros (exdirigente del PSOE vasco) o Soraya Rodríguez (eurodiputada de Ciudadanos y exdiputada del PSOE), ha dado lugar al actual partido Izquierda Española.
 

IDEAS PRINCIPALES DEL PARTIDO

El concepto central de su ideología es universalismo, que se opone al “identarismo” defendido por los nacionalismos. Sin embargo, se alejan también del tipo de patriotismo que dicen observar en la derecha española. De esta forma, definen su idea centralista como “la condición de posibilidad para la seguridad social, la redistribución y las verdaderas posibilidades de emancipación de los más débiles", según una entrevista publicada en El Confidencial.
 
Y es que, excepto en relación al modelo de Estado, las líneas políticas de este partido congenian con ideas asociadas al socialismo como la oposición al liberalismo económico y la reforma del sistema fiscal para que sea “justo y progresivo”.

 

*******

ELECCIONES EUROPEAS 2024

OVEJERO Y DE CARRERAS IRÁN EN LA LISTA EUROPEA DE IZQUIERDA ESPAÑOLA EL 9J

La formación que lidera Guillermo del Valle incorpora, también, a un exdiputado autonómico de Ciudadanos y al 'padre de Canet' que fue acosado por defender el bilingüismo

Por Daniel Tercero

ABC, 23 ABRIL 2024

Francesc de Carreras, catedrático de Derecho Constitucional, ya jubilado, en la Universidad Autónoma de Barcelona y fundador de Ciudadanos (MAYA BALANYA)
 

Izquierda Española (IE) sigue 'pescando' en el caladero de Ciudadanos (CS) de cara a la presentación electoral de la formación política que lidera Guillermo del Valle. Con el paréntesis de las elecciones del País Vasco y de Cataluña, citas en las que el partido de corte jacobino no se presenta, y con la vista puesta en el 9 de junio, elecciones al Parlamento Europeo y en las que España es circunscripción única, este lunes, IE ha anunciado que Félix Ovejero, Francesc de Carreras y Sergio Sanz integrarán la lista del 9J.

Desde Barcelona, Del Valle ha asegurado que «hace falta una formación política que recoja el espíritu de CS» y que este partido «ofrezca una alternativa de izquierdas y amplia». Con este cometido, IE se presentará a las elecciones europeas, en una candidatura encabezada por el propio Del Valle y con Soraya Rodríguez, eurodiputada de CS y exdirigente del PSOE en la época de Alfredo Pérez Rubalcaba, como número dos. A la lista se incorporarán, en puestos simbólicos, dos fundadores de CS y un exdiputado autonómico.

Ovejero y De Carreras formaron parte del núcleo fundador del partido liberal, por el año 2005, cuando firmaron, junto a otras 13 personalidades del mundo de la cultura y la política un manifiesto en defensa del nacimiento de un partido que rompiera con la hegemonía nacionalista en Cataluña. Ahora, para la cita del 9J, casi 20 años después, Ovejero y De Carreras han optado por dar otro paso adelante y apoyar la lista de Izquierda Española, partido muy crítico con la deriva 'plurinacional' que defienden para el país partidos como Podemos, Sumar, los comunes catalanes e incluso el PSOE, por su influencia del PSC.

También se unirá a la lista Sanz que fue diputado del Parlamento de Cataluña con CS y uno de sus primeros militantes en 2006. Además, Del Valle ha señalado, horas antes de participar en un acto de partido con el economista Gonzalo Bernardos y explicar, entre otras cosas, por qué el principio de ordinalidad que defienden los socialistas no puede (o no debería) ser defendido por los partidos de izquierdas, que también estará en la lista de las europeas Javier Pulido, 'el padre de Canet'.

En relación a la cita del 12 de mayo en Cataluña, a la que IE no se presenta, Del Valle se ha mostrado ciertamente pesimista y ha augurado una «victoria estéril e inútil» del PSC. Para este abogado, que antes militó en UPyD y que desde el 'think tank' El Jacobino ha trazado una idea de partido a favor de la centralización de algunos servicios comunes, la respuesta a la situación política catalana «no puede ser la resignación y votar con la nariz tapada a la derecha». Y, por eso, plantea que el 9J, tras las catalanas, «se pueda abrir una grieta por una izquierda igualitaria».

«La izquierda ha desaparecido. Luego se sorprenden de que Savater vote a Ayuso»

*******

IZQUIERDA ESPAÑOLA PROPONE UNA REFORMA CONSTITUCIONAL PARA CENTRALIZAR LA SANIDAD

La izquierda antinacionalista quiere que el Estado recupere competencias porque considera «lesivo» el sistema actual

Por Luca Costantini

The Objective, 21 ABRIL 2024

Guillermo del Valle, el nuevo cambio del cambio del cambio, que quiere tus votos para poder representar al Régimen del 78' para recuperar la Caja del Estado, la verdadera ideología de la política del siglo XXI. | Europa Press

 

Izquierda Española, el partido de izquierda antinacionalista que se presentará por primera vez en los comicios europeos de junio, empieza a perfilar algunos ejes de su propuesta política. El equipo liderado por Guillermo del Valle está redactando su programa político para las elecciones europeas. Todavía quedan flecos por cerrar, si bien la formación tiene claro cuál es su plan para la Eurocámara: fundamentalmente explicar a las demás formaciones políticas (sobre todas las de izquierdas y progresistas) que no se puede considerar a los nacionalistas catalanes y vascos como partidos democráticos y europeistas. Y, a la vez, dibujar un modelo de país, con una prioridad: la reforma constitucional para un nuevo reparto de competencias en sanidad.

La formación que se presenta a las europeas con el tándem formado por Guillermo del Valle y la exsocialista Soraya Rodríguez, como adelantó THE OBJECTIVE, cuenta con el apoyo de exdirigentes del PSOE, IU y formaciones como UPyD y Ciudadanos. Además de intelectuales y miembros de la sociedad civil. Algunos de ellos han sido fichados por el partido para su primera lista electoral. Otros colaborarán desde fuera. Todos unidos frente a la deriva «plurinacional» del PSOE de Pedro Sánchez. Del Valle y los suyos lo tienen claro: Junts, ERC, Bildu, el BNG y el PNV no son formaciones modernas y democráticas, sino partidos «reaccionarios», «enemigos del bien común» y de la igualdad entre españoles.

La vocación igualitaria en Izquierda Española no es algo baladí. El partido de Del Valle ya ha elevado el asunto a eslogan preelectoral. En cada entrevista y encuentro público, Del Valle insiste en la cuestión igualitaria. Y uno de los puntos para reivindicar este principio pasa, según explican fuentes de Izquierda Española a THE OBJECTIVE, en replantear el modelo sanitario en España.

«Revertir la centrifugación»

«Creemos que la correcta defensa del Estado social está directamente vinculada a recuperar un Estado fuerte. Queremos revertir la centrifugación del poder político y de la ordenación territorial del Estado. Es decir, revertir el vaciamiento competencial del Estado central. Se usa la palabra ‘centralizar’, que da miedo, pero yo lo que quiero es que la competencia legislativa de algunas cuestiones clave como sanidad y educación tiene que ser del Estado central, para establecer unas mismas prestaciones sanitarias, un mismo catálogo y desde luego garantizar la igualdad». Para Del Valle la clave debe ser la igualdad, sin «obsesionarse mucho con la gestión». «Pero el sistema nacional de salud está descabezado».

Izquierda Española es consciente que para ello hace falta una reforma constitucional. Y que en este momento, siendo el partido una fuerza política emergente, carece de la capacidad de adentrarse en este terreno. Pero sí quiere que se abra un debate a nivel público, siempre que, claro está, los ciudadanos le respalden en las elecciones de junio y puedan asomarse en el Parlamento Europeo, para después debutar en el Congreso de los Diputados.

Políticas «lesivas»

«Tenemos un Estado descompuesto y en sanidad lo vemos claro: ¿cómo va a ser esto que en el catálogo se dice que la prueba del talón detecta 11 enfermedades, pero si la prueba detecta 40 enfermedades? ¿Cómo puede ser que a estas alturas, en pleno 2024, con el desarrollo tecnológico que tenemos, seamos incapaces de garantizar la misma prestación sanitaria, el mismo catálogo sanitario y calendario vacunal, en todas las comunidades autónomas? Esta es una cuestión central», afirma Del Valle. El candidato de Izquierda Española a las europeas menciona el artículo 150.2 de la Comstitución, que ha «operado un vaciamiento competencial del Estado central», y asegura que su intención es corregir esa norma.

En opinión de Del Valle, la dependencia política de los nacionalistas ha generado una falta de eficiencia del sistema sanitario nacional. «Izquierda Española remarca que una manera para privatizar el servicio sanitario es trocearlo. Cuanto más confederalismo, más dificultades para el servicio público».

A la espera de poder impulsar una reforma constitucional, Del Valle aboga por un «programa mínimo» que consiste en «garantizar la igualdad en el catálogo sanitario». «Las transferencias (a las comunidades autónomas) han sido muy lesivas», insiste, para defender uno de los nuevos puntos de su programa política en materia de sanidad, y que se traduce en ser la única formaciones de izquierda a nivel nacional que ponga sobre la mesa la propuesta de recuperar competencias en esta materia para el Estado central.

*******

FÉLIX OVEJERO: «LA IZQUIERDA HA DESAPARECIDO EN ESPAÑA. LUEGO SE SORPRENDEN DE QUE SAVATER VOTE A AYUSO»

El profesor de Filosofía Política desmonta en 'Secesionismo y democracia' las falacias del independentismo catalán

Por Jaime G. Mora

ABC, 19/10/2022
Félix Ovejero. (Cristina Casanova)

 

Doctor en Ciencias Económicas y profesor de Filosofía Política, Félix Ovejero (Barcelona, 1957) responde a la llamada de ABC desde la «trinchera». Desde Barcelona, claro, pero también desde su empeño militante en desmontar las falacias del independentismo catalán. Promotor del primer Ciudadanos, el partido que en Cataluña consiguió congregar el sentir del constitucionalismo, Ovejero se ha esforzado estos últimos años en combatir el discurso único nacionalista en artículos y libros. El último, 'Secesionismo y democracia' (Página indómita, 2021) examina de manera crítica todas las teorías a las que los separatistas se han agarrado para avanzar en sus aspiraciones.

— En el libro trata de desmontar el independentismo catalán desde unos principios de izquierdas. ¿Ve a la izquierda desorientada?

— ¿En qué consiste ese relato?

Se sostiene en dos falacias. La primera, que la Guerra Civil fue una guerra de España contra Cataluña. Si fue algo, fue una guerra de ricos contra pobres, y por eso la represión fue infinitamente superior en Extremadura o en Andalucía que en Barcelona o Bilbao. La segunda falacia es que el franquismo hizo una guerra contra Cataluña, cuando en realidad aquí hubo una clase privilegiada que se benefició de la dictadura y de una clase obrera sin derechos. Si miras las tasas de crecimiento de la economía de Cataluña durante la dictadura son incluso mejores que ahora mismo. Esas dos falacias contribuyen a crear el mito de que España es una especie de dictadura frente a la Cataluña democrática. La izquierda ha contribuido a difundir esa falacia.

— ¿No existe entonces ese derecho a la rebelión que proclama el independentismo?

— El derecho tradicional a la rebelión se planteaba ante el tirano, ante el dictador, para no está comprometido con esas decisiones. Esto no ocurre en Cataluña. La lengua mayoritaria está excluida de las instituciones. El poder se ha convertido en un negocio personal. Corruptos y delincuentes están decidiendo los gobiernos desde las cárceles. La duda es si ese gobierno es legítimo. Si hay un derecho de rebelión es de los ciudadanos de Cataluña frente a unas instituciones que no respetan el elemental contrato social, no ya de Cataluña respecto al resto de España, sino dentro de Cataluña. Intente pasearse con la bandera constitucional por Gerona, mire lo que le pasó a Vox… tienen el elemental derecho democrático de defender sus ideas en cualquier parte. O el trato al Rey, con la complicidad del Gobierno. Esto ocurre porque aquí no hay una democracia genuina.

— Para desmentir algunos argumentos separatistas comenta la decisión de Gérard Depardieu de renunciar al pasaporte francés.

— La izquierda defiende teorías que han estado vinculadas tradicionalmente al pensamiento conservador o directamente a lo reaccionario. Se dice que hay un derecho de propiedad que es previo al marco político. No: tú eres dueño de tu coche, pero no puedes hacer con el lo que te dé la gana, igual que no puedes poner guardar material nuclear en tu casa. La propiedad no es previa a la idea de España sino que nos otorgamos una serie de derechos sobre ciertas cosas que nos parecen razonables. Se trata de una decisión colectiva previa. Tú puedes decidir marcharte de una comunidad política, pero no puedes llevarte algo que no te pertenece, porque nos pertenece a todos y es previo a lo que uno pueda sentir como propiedad. Cuando Depardieu dice que se va, no lo hace con un territorio que no le pertenece.

— Es paradójico que la izquierda se sienta cómoda en teorías conservadora e incluso libertarias.

— La izquierda ha desaparecido en España. Se ha comprometido con partidos reaccionarios que defienden la identidad. No nos olvidemos de que el PNV defiende que, por ser diferentes, no deben pagar los mismos impuestos ni formar parte de la misma comunidad de ciudadanos. Por eso cuando la gente se asombra de que Savater haya votado a Ayuso… Se ha recompuesto tanto el paisaje político que no hay razones para extrañarse. Ayuso ha hecho un ejercicio de planificación más propio de la izquierda que de la derecha. Buena parte del pensamiento conservador histórico, el que aparece contra la revolución francesa, habla de combinar la identidad –el espíritu de un pueblo– con la comunidad política. Pero es que el nacionalismo catalán tiene una paradoja fundamental: quieren construir la nación. Si hay que construirla, es porque no existe. Apelan a un derecho inexistente, niegan su propia existencia. Como no había una comunidad de identidad, el nacionalismo pujolista se propuso imponerla. De una manera totalitaria decidieron cómo debían ser las pautas de comportamiento.

— Sí parecen haber sido hábiles en el uso de términos como derecho a decidir o autogobierno.

— Si repites una y otra vez una retórica, acaba permeando. Pero el derecho a decidir en realidad niega unilateralmente la condición de ciudadanos a un conjunto de españoles. Palabras como 'igualdad' o 'libertad' se están maltratando; las usan para no decir que son racistas: Pujol tiene declaraciones racistas que en cualquier país de Europa hubieran acabado con su carrera política, y quien dice Pujol dice Junqueras y otros políticos. Es un pensamiento racista que está en el arco de declaraciones del Parlamento catalán. Con Inés Arrimadas han caído en eso porque es de fuera.

— ¿Hay manera de combatir esa retórica?

— España no es particularmente singular en diversidad lingüística. Si haces un sondeo sobre lenguas maternas distintas de la común, seguramente aquí haya menos que en Italia, Alemania y seguramente Francia. Tienen mucha diversidad, pero refuerzan lo común en lugar de alentar las diferencias. Aquí poner barreras lingüísticas es un incentivo electoral. El estado de las autonomías no ha contribuido a resolver el problema, sino a ahondarlo. Debe haber incentivos para que se refuerce lo común, no la desintegración. En España no ha aparecido un partido de izquierdas explícitamente antinacionalista, que hable de igualdad en el País Vasco y de que allí pagan menos impuestos. La izquierda podría defenderlo, pero ese proyecto político ha fracasado.

— ¿Se refiere a Ciudadanos?

— Ciudadanos cometió el error de buscar la competencia política por la derecha. Fue una deshonestidad intelectual. En Cataluña combinaron dos conceptos básicos: la tradición democrática del socialismo y la del liberalismo progresista. Era un espacio por cubrir. De pronto, Albert Rivera decidió cambiar el proyecto, una decisión comparable a formar otro partido nuevo. Ahí Ciudadanos me dejó de interesar. El espacio del PP estaba perfectamente cubierto. Rivera tuvo la honestidad de cumplir su promesa de no apoyar a Pedro Sánchez, pero yo habría preferido que no lo hiciera. Para España era un proyecto interesante.

*******

IZQUIERDA ESPAÑOLA PRESENTA LOS DIEZ PRIMEROS NOMBRES DE SU LISTA EUROPEA: «SALIMOS A GANAR»

Del Valle y Soraya Rodríguez liderarán la candidatura a la que se suman exdirigentes del PSOE como Muñiz de Urquiza

Por Luca Costantini

The Objective, 10 ABRIL 2024

Guillermo del Valle, líder de Izquierda Española | Europa Press

 

Exdirigentes del PSOE, IU y muchos miembros de la sociedad civil. Izquierda Española, el partido que aspira a ofrecer una opción de izquierda radicalmente antinacionalista para las elecciones europeas de junio, ha anunciando este miércoles en Madrid los primeros diez nombre de su candidaturaGuillermo del Valle será el candidato, con la exsocialista Soraya Rodríguez como número dos, tal y como adelantó en exclusiva THE OBJECTIVE. Los restantes puestos de la lista estarán ocupados por activistas, miembros de la sociedad civil y políticos que ya tuvieron una experiencia de trabajo en Bruselas, como la socialista María Muñiz de Urquiza.

Izquierda Española está afinando su programa electoral para lanzar una propuesta electoral que aspira a arañar votos tanto al centro como a la izquierda, con los votantes huérfanos del PSOE en el punto de mira. «Salimos a ganar y vamos a ocupar un espacio amplio», dijo el candidato Del Valle en la presentación de su nueva lista, acompañado por la exeurodiputada socialista Muñoz de Urquiza, quien se dio de baja del partido por las cesiones de Pedro Sánchez a los independentistas. La formación de izquierda quiere denunciar entre los demás partidos de izquierda europea la relación de Sánchez con los independentistas catalanes y vascos, formaciones que tilda de «reaccionarios» y «supremacistas», además de «socios de la extrema derecha de Orban y Salvini». «Solo lo podemos hacer nosotros y es lo primero que diremos».

La lista europea de Izquierda Española contará, además de los mencionados Del Valle y Rodríguez, con Laura Rodríguez Montesinos, una «joven prometedora» experta en asuntos sociales y de educación. En el cuarto puesto se encuentra Javier Maurín, actual coordinador de campaña, y en el quinto Ricardo García Manrique, miembro de Universitaris per la Convivència y referente del nuevo partido en Cataluña, tal y como adelantó este diario.

«Una lista equilibrada»

«Iremos a combatir el populismo y el identitarismo», declaró del Valle esta mañana. Izquierda Española aspira a entrar en la Eurocámara al menos con un diputado, aunque considera que la caída de formaciones como el PSOE y Sumar, además de la desaparición de Ciudadanos, permiten aspirar a dar un golpe sobre la mesa. La formación aspira a «luchar contra la desigualdad social y económica», planteando un pacto fiscal europeo, el fortalecimiento del Parlamento Europeo y la búsqueda de una «Europa social», entre otras medidas. Izquierda Española también se muestra favorable a los dos Estados en Israel y Palestina y mantiene firme la denuncia de la «invasión» de Rusia en Ucrania.

Pero el planteamiento estratégico del nuevo partido no se limita a las elecciones europeas. Según Del Valle, Izquierda Española quiere competir pronto a nivel nacional. «PSOE y Sumar no representan la izquierda de la igualdad», denuncia el candidato, para insistir en que «no se puede gobernar en España con los socios de Orban, Salvini y la extrema derecha flamenca». «Queremos defender lo común, y no lo particular», insistió este abogado, impulsor del think tank El Jacobino, en su primera experiencia política como candidato.

«Tenemos una lista equilibrada, con gente joven y otras personas con recorrido profesional e intelectual», reiteró. Pronto se darán a conocer más nombres de la candidatura. Se esperan personas de prestigio que según todo pronóstico ocuparán los últimos puestos de la misma, de forma simbólica pero también para subrayar su compromiso con esta formación que busca renovar todo el segmento político de la izquierda española. «Es una opción de izquierda razonable e integradora, una opción política que constituye un proyecto social de progreso, igualitario y no identitario», afirmó la exsocialista María Múñiz de Urquiza. Algo que, en sus palabras, en su momento defendió el PSOE, pero que ahora ha abandonado.

 

*******

QUIÉN ES GUILLERMO DEL VALLE, EL LÍDER DEL NUEVO PARTIDO IZQUIERDA ESPAÑOLA PARA LAS ELECCIONES EUROPEAS

Guillermo del Valle será el candidato en las elecciones europeas de este año de Izquierda Española, un nuevo partido que plantea una izquierda centralista y crítica con los nacionalismos

Por Roberto Ruiz Anderson 

El Confidencial, 02 ENERO 2024

Quién es Guillermo del Valle, el líder del nuevo partido Izquierda Española para las elecciones europeas

 

Tras un 2023 que fue muy intenso a nivel político, arrancamos un 2024 que también va a dar para mucho, con varias citas importantes con las urnas. Una de ellas es la de las elecciones europeas el 9 de junio, que debido a las particularidades de su sistema de votación pueden estar mucho más abiertas que otros procesos electorales, con la posibilidad de devolver el protagonismo a formaciones en declive o impulsar a otras nuevas que intentan abrirse camino.

Una de esas nuevas candidaturas, que busca conectar con un electorado que consideran huérfano, es la de Izquierda Española, encabezada por el abogado y director del 'think tank' El Jacobino, Guillermo del Valle. Desde unos postulados socialdemócratas, tratan de erigirse como alternativa al PSOE marcando una diferencia sustancial: su rechazo absoluto a permitir cualquier concesión a los nacionalismos, proponiendo incluso una recentralización del Estado en materias como "la Educación, la Sanidad, la Seguridad, la Justicia, la Fiscalidad y la política Medioambiental".

Del Valle y sus compañeros defienden un concepto de "universalismo" en contraposición al "identarismo" de los nacionalismos, que creen que ha sido abrazado por los partidos de izquierda actuales en España. Pero también se distancian del tipo de patriotismo como esencia que dicen observar en la derecha española, y para defender su idea centralista del Estado el candidato señala motivaciones económicas y sociales: "es la condición de posibilidad para la seguridad social, la redistribución y las verdaderas posibilidades de emancipación de los más débiles", aseguró en una entrevista con El Confidencial hace algo más de un año, cuando ya adelantó su intención de presentarse a las elecciones europeas.

Y es que, dejando a un lado sus diferencias en cuanto al modelo de Estado, las líneas políticas de Guillermo del Valle están en sintonía con muchas ideas muy asociadas al socialismo y la socialdemocracia, oponiéndose al liberalismo económico, que define como "integrismo de libre mercado", y expresando la importancia de "reformar el sistema fiscal para que sea justo y progresivo y volver a poner sobre la mesa cuestiones como el trabajo, los derechos laborales, los servicios públicos, la vivienda o la iniciativa pública".

En las elecciones europeas, el sistema de circunscripción única (de momento sin umbral electoral mínimo) facilita la representación de formaciones que lo tendrían más difícil en otros procesos electorales, aunque aun así es todo un desafío para un nuevo partido hacerse con alguno de los 61 escaños que elegirán los españoles para el Parlamento Europeo, y la candidatura de Guillermo del Valle tiene casi medio año para movilizar a sus nuevos votantes.

¿Quién es Guillermo del Valle?

Guillermo del Valle Alcalá nació en Madrid en el año 1989, y es licenciado en Derecho por la Universidad Autónoma de Madrid y diplomado en la Escuela de Práctica Jurídica de la UCM. Ejerce como abogado procesalista desde el año 2012, y en sus inicios profesionales sus ideas políticas eran bastante diferentes a las actuales, ya que incluso se definía como liberal en lo económico, una postura que ahora combate desde posiciones socialistas.

Según explicó él mismo, fue el hecho de trabajar como abogado en un 'despacho de barrio' lo que le hizo encontrarse de primera mano "con ejecuciones hipotecarias, con cláusulas abusivas, con despidos", lo cual le hizo adquirir "una perspectiva muy socialista" y defender la existencia de un Estado fuerte que garantizase los derechos de la clase trabajadora.

 

Asegura que tomó conciencia de clase tras empezar a trabajar como abogado procesalista

 

En aquella época inició también su andadura política al acercarse a UPyD, un partido con el que compartía el fuerte rechazo a los nacionalismos. Dentro de la formación de Rosa Díez afirma que él era "el rojo de UPyD", aunque no llegó a tener un papel protagonista en este partido hasta su ocaso, llegando a estar en el consejo de dirección en el año 2016, durante la breve etapa liderada por Gorka Maneiro, cuando Ciudadanos ya había absorbido (aunque tampoco por muchos años) ese espacio electoral.

Posteriormente siguió los pasos de Maneiro cuando este abandonó UPyD para formar la Plataforma Ahora, en la que Del Valle fue portavoz adjunto y responsable de ideas políticas. En su manifiesto fundacional, Ahora se definía como una "alternativa política nacional, progresista, laica y regeneradora, ubicada en el centro izquierda, socialdemócrata y europeísta y que defienda la igualdad y los derechos de ciudadanía", un posicionamiento como el que ahora defiende Guillermo del Valle en Izquierda Española. Sin embargo, Ahora se disolvió en 2019 tras no lograr sus objetivos de alcanzar acuerdos con otras asociaciones y partidos para presentar una candidatura electoral que representaste ese espacio político de izquierda alejada de los nacionalismos.

En el año 2020, Guillermo del Valle funda el 'think tank' El Jacobino, una plataforma desde la que impulsar su proyecto político de una izquierda centralista en España, que ha sido el germen de su nuevo partido Izquierda Española. Entre quienes han mostrado su apoyo a El Jacobino encontramos figuras como Francisco Igea, exvicepresidente de la Junta de Castilla y León con Ciudadanos; Nicolás Redondo Terreros, histórico dirigente del PSOE vasco que fue expulsado hace unos meses tras varios choques con la dirección nacional; o Soraya Rodríguez, eurodiputada de Ciudadanos que anteriormente fue diputada con el PSOE.

Por otra parte, en los últimos años Guillermo del Valle ha estado muy activo en medios, con intervenciones como tertuliano en los canales Trece TV, Canal 33 Madrid y Distrito TV, y columnas de opinión en varios medios, incluyendo El Confidencial y también El Mundo, El Español, Diario 16 y Crónica Popular. Además, hace unos meses lanzó el libro La izquierda traicionada. Razones contra la resignación.