NARCISISMO y PSICOPATÍA

[1] NARCISO Y ECO, EL MITO SEGÚN OVIDIO (Metamorfosis, libro III v.339-510)

http://almacendeclasicas.blogspot.com.es/2013/07/narciso-y-eco-el-mito-segun-ovidio.html

Traducción de Ana Pérez Vega

Liriope lleva a Narciso ante Tiresias, de Giulio Carpioni

.. El adivino Tiresias daba a quien se las solicitaba profecías verdaderas. La primera de éstas la recibió Liriope, ninfa que tuvo, de su forzado ayuntamiento con el río Cefiso, un niño a quien puso por nombre Narciso. Habiendo preguntado si éste habría de llegar a viejo, el vate le contestó: “Si no se conociere”. El tiempo vino a darle razón.  

Cuando Narciso cumplió los dieciséis años, fue pretendido por muchos jóvenes y muchachas, y a todos se negó. En una ocasión en que cazaba, lo miró una ninfa locuaz, que nunca habló antes que otro, ni pudo callar nunca después que otro hablara: Eco, quien aún ahora devuelve las últimas palabras que escucha. Juno había hecho que eso le ocurriera como castigo por distraerla con largas pláticas mientras Júpiter la engañaba yaciendo con las ninfas. La diosa, al caer en la cuenta de lo que ocurría, le redujo el uso de la voz a devolver los sonidos extremos de las voces oídas.

Vio, pues, Eco a Narciso vagando por el campo, y al instante ardió de amor y lo siguió a hurtadillas, y más lo amaba cuanto más lo seguía; pero nunca pudo hablarle primero, porque su naturaleza se lo impedía, y hubo de esperar a que él comenzara. Y esto ocurrió, porque alguna vez que se había apartado de sus compañeros, Narciso preguntó en alta voz quién estaba presente, y Eco repitió esta última palabra. Pasmado al oírla, Narciso gritó “Ven”, y ella le contestó con la misma voz. Engañado, el joven siguió hablando, y llegó a decir: —”Juntémonos.” Contestó Eco con la misma palabra, y salió de la selva dispuesta a abrazarlo.

Huye Narciso, y habla: “Moriré antes que tengas poder sobre nosotros”, y ella tras repetir las últimas cuatro palabras, vuelve a ocultarse en las selvas, cubre su rostro con follaje, y desde entonces habita en grutas solitarias.

Más aún: dolida por el rechazo de que fue objeto, ama todavía con mayor intensidad, y su cuerpo enflaquece y pierde todo jugo, y es ya solamente huesos y voz, y luego nada más que voz; sus huesos se hicieron piedra. Un sonido, que todos pueden oír, es cuanto de ella permanece.

Como a Eco, había despreciado el joven a otras ninfas y jóvenes. Alguien de los despreciados rogó al cielo que, por justicia, él llegara a amar sin poder adueñarse de lo que amara. Y Temis asintió al ruego tal.

Junto a una fuente clara, no tocada por hombre ni bestias ni follaje ni calor de sol, llega Narciso a descansar; al ir a beber en sus aguas mira su propia imagen y es arrebatado por el amor, juzgando que aquella imagen es un cuerpo real; queda inmóvil ante ella, pasmado por su hermosura: sus ojos, su cabello, sus mejillas y cuello, su boca y su color. Y admira cuanto es en él admirable, y se desea y se busca y se quema, y trata inútilmente de besar y abrazar lo que mira, ignorando que es sólo un reflejo lo que excita sus ojos; sólo una imagen fugaz, que existe únicamente porque él se detiene a mirarla.

Olvidado de comer y dormir, queda allí inamovible, mirándose con ansia insaciable, y quejándose a veces de la imposibilidad de realizar su amor, imposibilidad tanto más dolorosa cuanto que el objeto a quien se dirige parece, por todos los signos, corresponderle. Y suplica al niño a quien mira que salga del agua y se le una, y, finalmente, da en la cuenta de que se trata no más que de una imagen inasible, y que él mismo mueve el amor de que es víctima. Anhela entonces poder apartarse de sí mismo, para dejar de amar, y comprende que eso no le es dado, y pretende la muerte, aunque sabe que, al suprimirse, suprimiría también a aquel a quien ama.

Llora, y su llanto, al mezclar el agua, oscurece su superficie y borra su imagen, y él le ruega que no lo abandone, que a lo menos le permita contemplarla, y, golpeándose, enrojece su pecho.  Cuando el agua se sosegó y Narciso pudo verse en ella de nuevo, no resistió más y comenzó a derretirse y a desgastarse de amor, y perdió las fuerzas y el cuerpo que había sido amado por Eco.

Sufrió ésta al verlo, aunque estaba airada todavía, y repitió sus quejas y el sonido de sus golpes. Las últimas palabras de Narciso lamentaron la inutilidad de su amor, y Eco las repitió, como repitió el adiós último que aquél se dijo a sí mismo. Murió así Narciso, y, ya en el mundo infernal, siguió mirándose en la Estigia. Lo lloran sus hermanas las náyades, lo lloran las dríadas, y Eco responde a todas. Y ya dispuestas a quemar su cuerpo para sepultarlo, encuentran en su lugar una flor de centro azafranado y pétalos blancos.

 

Eco y Narciso, de John Williams Waterhouse (1903)

SUMARIO: 

[1] Narciso y Eco, EL MITO SEGÚN OVIDIO (Metamorfosis, libro III v.339-510)

[2]  Podemos y la conspiración. Al final parió la abuela, por Marat

[3] El narcisismo de Podemos, por Enrique Krauze

[4] Las personas narcisistas y con rasgos psicopáticos resultan más atractivas, según un estudio, por Arturo Torres

[5]  NARCISISTAS y PSICÓPATAS: Semejanzas y diferencias

[6] La era del vacío: Ensayo sobre el individualismo contemporáneo (fragmento), por Gilles Lipovetsky

[7] Glosario sobre psicopatía y narcisismo con palabras finales, por Shiva Shakti Omnamah

[8] Sociedad Narcisista, por Jorge Valderrama Gutiérrez

 

♦♦♦♦♦♦♦

[2] PODEMOS Y LA CONSPIRACIÓN. AL FINAL PARIÓ LA ABUELA

Por Marat
 
Articulo publicado el 19 de abril de 2018 en: 
 
Ha estallado la madre de todas las crisis en Podemos dirá probablemente algún avispado periodista ¿La madre de todas las crisis? Seguro que no. El culebrón mediático tendrá muchos más capítulos antes de que la galaxia podemita estalle en mil direcciones distintas al son de los versos “he defraudado a todos/empezando por mí”de “lo niego todo” de Joaquín Sabina, otro progre redimido hacia la derecha, ahora que la serie “Perdidos” vuelve a una de las cien mil televisiones digitales.
 
El documento de propuesta de acuerdo entre Bescansa y Errejón para derrocar al ya mustio Mesías podemita y repartirse entre ambos los girones de su túnica puede ser un posado robado (me pillaron el documento los malvados periodistas) o un robado posado (haz como que me has pillado y luego hago como que lo niego o matizo). La cuestión es lo de menos, aunque podría variar la intención dentro de la alianza de conspiradores según se tratara de una u otra circunstancia. El lodazal de la política parlamentaria española no debe sorprender ante cualquier posible eventualidad.
 
Podemos, la “máquina del amor” de la que habló en su día Monedero, ha sido declarada oficialmente gripada el miércoles 18 de Marzo de 2018, 4 años casi exactos (fue fundado el 11 de Marzo de 2014) después de nacer.
 
Pero Podemos ya nació seriamente tocado en cuanto a su salud. Su primer paso nació de una filtración del periodista Ignacio Escolar y su alusión a la “operación coleta”, filtrada por Izquierda Anticapitalista al diario del que es director.
 
Luego vino la puñalada a Willy Meyer nacida del interior prepodemita de IU, en concreto de los aledaños de la oficina europarlamentaria de esta formación y del entorno de la familia del ex eurodiputado. Meyer, un socialdemócrata honesto de la socialdemócrata IU, dimitió por la terrible falta moral de tener un plan de pensiones que, de forma automática, otorgaba el Parlamento Europeo a sus diputados, salvo que estos lo rechazasen, cuestión que él dijo desconocer.
 
Después vendría el enaltecimiento de Iglesias como Cristo resucitado en el logo inicial de la inscripción de Podemos como partido político y en las papeletas para las elecciones del Parlamento Europeo.
 
No tardarían en emerger los primeros síntomas de lo que sería, a lo largo del tiempo, una crisis larvada de podemos respecto a la cuestión de la democracia interna y de la estructura organizativa del nuevo partido: se enfrentaban, en un partido que se decía heredero del 15M, el asambleismo en bucle antiorganización con la jerarquización vertical de un partido tradicional. Y a la pelea asambleista jugó un partido interno dentro de Podemos, que nunca dejó de ser su fracción trotskista, con lo que ello significa, como Izquierda Anticapitalista. De la pelea del perro de presa Monedero contra ellos y de la respuesta posterior de los anticapis nacería un ten con ten muy inestable entre Iglesias y Urbán. Inestable porque los sucesivos comportamientos con las listas electorales o con intentos de autonomía allí donde estos conspiradores natos tienen peso (Andalucía) han jugado a minar la autoridad del semidiós de la des-organización.
 
A lo largo de gran parte de este período el poder bonapartista de Iglesias se ha ejercido contra sus críticos tanto externos como internos a través de un comportamiento que sustituía el concepto de militante como librepensador voluntariamente autodisciplinado por el de miembro de una secta. Las respuestas a cualquier crítica hacia Podemos eran acompañadas con anatemas como ser del PP, del PSOE, un fascista, alguien pagado por el IBEX35 o un comunista rancio. 
 
Un partido piramidal y bonapartista en su dirección y tan cerrado a la crítica hacia el exterior, a pesar de que esto último fuera en parte entendible porque fueron encumbrados mediaticamente para ser ridiculizados por esos mismos medios, tenía necesariamente que convertir su crisis latente y, tantas veces, imposible de disimular en una crisis creciente que, si no mantenía sus manipuladas intenciones de voto y las hacía crecer, habría de provocar frustración, abandonos y una enorme tristeza.
 
Hay algo que no se ha entendido al encuadrar a Podemos como populista, que lo es. El modelo de Podemos no ha sido Melenchón, un ex PSF que ha hecho de Saint-Just (no da para más), ni Tsipras (de ese ya no sabe ni que existe) sino Grillo, el del M5S. Ambos partidos han intentado unir la crítica a las élites, antes que a la dictadura del capital, con un patriotismo peligroso. Podemos haciendo dirigente de Madrid al ex Jefe de la Junta del Estado Mayor del Ejército, Julio Rodríguez. Pero al histérico Grillo le ha sustituido un gestor político, Luigi di Maio. Alguien que, como Errejón, conspira quemando sus naves contra Iglesias, es realista, dado a buscar salidas institucionales y que sabe que oportunismo viene de oportunidad. Que uno u otro logren salir de sus propios, y no reconocidos, laberintos dependen de algo ajeno a ellos. Los actores económicos y políticos que no juegan oficialmente en la liga pero que la dictan.
 
Y es desde estos parámetros desde los que debemos entender que medios como Público, el de Roures, que ha sido el gran valedor de Podemos tanto en su periódico como en La Sexta, le haya abandonado ahora, después de hacerlo el medio televisivo, distribuyendo el documento enviado por Bescansa a Errejón.
 
A estas alturas de la película no creo que nadie que conozca mínimamente Podemos pueda creer que Bescansa y Errejón tengan la menor oportunidad interna. Pero lo que se dirime no es en el interior de ese partido sino entre sus votantes, gentes aún menos politizadas que los adheridos al partido.
 
En cualquier caso, a nadie de Podemos puedo considerarle militante. El militante es otra cosa: alguien políticamente formado, con sentido crítico, capaz de distinguir la fantasía de lo real, capaz de resistir bajo el fuego más allá de la presión porque no necesita validar electoralmente sus convicciones.
 
Podemos fue creado en un momento en el que se daba un vacío político respecto, no nos engañemos con lo del régimen del 78, en la estabilidad del sistema parlamentario. Era necesario para el capital y su “sistema democrático” encontrar alternativas críticas al mismo que le fueran útiles.
 
Y lo encontraron:
  • Con Podemos y su simplificación de que lo que la clase trabajadora soportaba no era una guerra de clases sino un abuso del IBEX35, lo que indica que muchos de sus dirigentes no trabajan por un salario, y que según ellos vivimos no en la pobreza sino en la energética, la infantil, la vegetal, la habitacional y cualquiera otra que niegue que somos pobres porque el capital y sus gobiernos nos han arruinado,
  • Con Ciudadanos, que era aparentemente muy transparente y partidario de la honestidad pública de los políticos pero siempre ha mercadeado y calculado el momento en el que demostrar que lucha contra la corrupción. Solo que ahora no importan ni sus famosas mochilas (austriacas y otras) sino la oportunidad y el cálculo de lo que han de hacer mediante encuestas.
El momento de Podemos ya pasó. El tapado ha sido, al menos hasta ahora, ya veremos, Ciudadanos. Todo es cambiante, todo muda.
 
Solo los majaderos pueden creer que es el “régimen del 78” el que está en crisis. Son todo el sistema político y sus actores de representación quienes lo están. Sume usted a los imbéciles que creen que se producirá la independencia de Cataluña y que ello hundirá al Estado español (cómo gozan algunos independentismos). El resultado será cero.  
 
El momento actual es el del poder capitalista. El único poder real. Ese va a marcar la evolución de los partidos del sistema parlamentario y de casi todos los demás, ya que su lógica está en cómo sumar electores y no en cómo viven los sectores más sobreexplotados de la clase trabajadora, aquellos que más necesitan organizarse.
 
Aún vendrán tiempos en los que quienes levantaron mediáticamente a Podemos, elevarán el atractivo que antes negaron de una IU que fue en gran medida madre del propio Podemos.
 
Veremos cómo ayer los que eran afiliados y ex afiliados muy ofendidos, se reincorporan, vuelven a las riendas de quien pronto estará mucho ante los focos: Garzón. La nueva vedette que sustituirá a Pablito pero…si levanta las siglas…La política solo la conciben desde su mentalidad de urna.
 
Y sí, creo que ante tanta broma la clase trabajadora necesita organizarse en torno a ideas, de momento muy básicas: defender los salarios, el derecho al contrato laboral en los sectores de la nueva economía, la defensa de las conquistas sociales, la reconquista del empleo estable, la defensa de unas pensiones que dependan, como la sanidad o la educación, de los Planes Generales del Estado y el derecho a una vivienda que no sea negada, ni como alquiler ni como propiedad por los fondos buitres
 
***
Aquí pueden consultar el documento por el que la diputada de Podemos, Carolina Bescansa, se proponía como alternativa a la dirección de Pablo Iglesias, y por lo que, de manera insólita, se llegó a plantear su expulsión del partido: 

♦♦♦♦♦♦♦

[3] El narcisismo de Podemos

Por ENRIQUE KRAUZE

Articulo publicado el 25 de abril de 2016 en: 

https://elpais.com/elpais/2016/04/21/opinion_new/1461253735_518654.html

Los líderes del partido emergente han escalado el poder con credenciales del saber. Están convencidos de que, desde el claustro universitario, pueden imponer su maqueta de sociedad perfecta. Son capitalistas curriculares y guerrilleros de salón

 

EULOGIA MERLE

Para “entender Podemos” no hay que verlo como lo que dice ser, sino como lo que es. No es un núcleo de pensamiento crítico, sino un núcleo de narcisismo universitario (típicamente latinoamericano) como el que ha estudiado desde hace cuarenta años el mexicano Gabriel Zaid. En De los libros al poder escribe: la universidad otorga credenciales de saber para escalar en la pirámide del poder. A veces, ese asalto al poder ha sido pacífico, otras no. En América Latina, a partir de la construcción imaginaria de la universidad como nueva iglesia, varias generaciones de universitarios buscaron imponer a la realidad la maqueta ideal de la sociedad perfecta. La guerrilla latinoamericana (en Perú, Centroamérica) no fue campesina, ni obrera ni popular: la encabezaron profesores y estudiantes. Si la realidad no se ajustaba a sus teorías, peor para la realidad. Para nuestros países, el costo histórico de la guerrilla universitaria ha sido inmenso.

Podemos es la versión española de la caracterización de Zaid. La confirmación está en el texto Entender Podemos, publicado por Pablo Iglesias en la revista inglesa New Left Review(julio/agosto de 2015). Se trata de una vaporosa teoría de la historia universal que desemboca en… Podemos. Ante la “derrota de la izquierda en el siglo XX [informaba Iglesias], el pensamiento crítico quedó reducido al trabajo de universitarios”. Solo en el claustro universitario podía surgir la “producción teórica” que hiciera posible una “izquierda realista”. Al sobrevenir la crisis financiera global, el “vaciamiento” de las soberanías estatales europeas y la indignación social por los casos de corrupción en las elites políticas, España tuvo la fortuna de contar con “el conocido grupo de docentes e investigadores de la Universidad Complutense de Madrid”, que integraría Podemos.

El objetivo de ese “núcleo” de “pensamiento crítico” era “agregar” las nuevas demandas derivadas de la crisis en torno a un “liderazgo mediático” capaz de “dicotomizar” el espacio público. ¿Cómo lograrlo? Volteando a “las experiencias acontecidas en América Latina”, ricas en “instrumentos teóricos para interpretar la realidad española”. De hecho —imaginaba Iglesias—, Europa toda se hallaba en un “proceso de latinoamericanización, entendido como la apertura de una estructura política”. Por un lado, había que absorber la obra del filósofo Ernesto Laclau (principal teórico del populismo en Latinoamérica). Por otro, había que “pensar políticamente en clave televisiva”, objetivo que se logró con los programas La Tuerka y Fort Apache, nuevos “partidos” que trasladaron la política del Parlamento a la televisión. Esos programas —revelaba Iglesias— fueron la escuela que “nos formó para el asesoramiento en comunicación política que desarrollamos paralelamente en España y América Latina”. Pero, para superar “ciertos estilos” (que Iglesias, enemigo del castellano pero amigo del oxímoron, llamaba “movimientistas paralizantes”), se requería algo más: “Usar mi protagonismo mediático”. Era necesario “identificar al pueblo de la televisión con un nosotros nuevo”. Así fue como la “representación de las víctimas de la crisis” encarnó en su propia persona: “El fenómeno televisivo”, el “tertuliano-referente”, “el significante”, “Pablo Iglesias/el profesor de la coleta”.

Hay quien piensa que para ser político no hay nada mejor que ser politólogo

Para los huérfanos de “pensamiento crítico”, estas ideas seminales no son fácilmente comprensibles. Por eso, en beneficio de los legos, a mediados de 2014 el tertuliano/referente y significante concedió en Venezuela una entrevista para un programa de televisión donde se le ve escuchando a Hugo Chávez: “La revolución avanza, la patria avanza [decía el Comandante en 2012]. Esto solo es posible en socialismo, solo es posible con un Gobierno que coloque en primer lugar al hombre, al humano, a la mujer, a la niña, al niño”. Visiblemente conmovido, Iglesias reacciona en “clave televisiva”: “…Cuántas verdades nos ha dicho este hombre… Lo que está ocurriendo aquí es una demostración de que sí hay alternativa, de que la única manera de gobernar no es gobernar para una minoría de privilegiados y contra las mayorías sociales. Ese es el ejemplo de América Latina… una alternativa para los ciudadanos europeos”.

El mensaje era el mismo para el lector de la New Left Review y el “pueblo de la televisión”: el futuro de España y de Europa era y debía ser (historia y norma, poder y deber, hermanados) la Revolución Bolivariana encabezada por su respectivo caudillo mediático.

Para refutar a Iglesias, alguien señaló lo mucho que Laclau debe a Carl Schmitt, teórico del nazismo, experto en la “dicotomización”, que veía la historia como el escenario de dos fuerzas: “Amigo” y “enemigo”. (Traducción para España: por un lado “el pueblo”, representado por Podemos, representado por Iglesias; por otro el “no pueblo”, representado por todas las otras formaciones políticas). Pero a estas alturas esos reparos intelectuales son lo de menos. Ahora, la mejor refutación de la teoría de Podemos está en la espantosa realidad en la que viven “el hombre, el humano, la mujer, la niña, el niño” en la Venezuela creada por el chavismo, una devastación sin precedente en América Latina, comparable a la provocada en Zimbabue por Robert Mugabe.

La mejor refutación de sus  teorías está en la espantosa realidad que viven los venezolanos

El profesor Iglesias, por supuesto, no admitirá nunca esa realidad. Y se entiende: Podemos tiene intereses creados en creer lo que cree o dice creer. Esos siete millones de euros no se cobraron en vano. Lo que no está claro es el sentido de esa operación de “asesoramiento en comunicación pública”. ¿Cobraron por un servicio prestado al chavismo o cobraron por el honor de ser asesorados por Hugo Chávez, el mayor experto mundial en “dicotomizar” a la sociedad, “pensar políticamente en clave televisiva” y construir un “liderazgo mediático”?

Sobre el peso relativo de la teoría y la práctica en su doble rol de Secretario General y Politólogo, Iglesias confiesa: “Sin el segundo, el primero no habría sido posible”. Lo cual supone que la universidad prepara a las personas para la vida. ¿Es así? Zaid llegó a la conclusión de que la mitología universitaria es responsable de ese y otros equívocos, que impiden un progreso que sirva a la vida. Cualquier profesionista responsable sabe que la experiencia práctica, con sus errores inevitables, es la verdadera maestra. No obstante, en una extraña vuelta al platonismo, hay quien piensa que la teoría prepara para la práctica y en cierta medida la supera. Y que para ser político nada mejor que ser politólogo.

Los líderes de Podemos han escalado el poder con credenciales del saber. Son capitalistas curriculares. Son guerrilleros de salón. Desde los peligrosos cañaverales de la Complutense, construyeron teorías contra el poder democrático financiados por el poder revolucionario. Del ciudadano español depende desenmascarar su inanidad teórica, su inexperiencia práctica, su vasta mentira, su mala fe.

 

♦♦♦♦♦♦♦

 

 

♦♦♦♦♦♦♦

[4] Las personas narcisistas y con rasgos psicopáticos resultan más atractivas, según un estudio

¿Nos gustan más las personas con rasgos negativos?

https://psicologiaymente.net/social/personas-narcisistas-psicopaticos-mas-atractivas

 

Dicen que las primeras impresiones son cruciales, y con razón. Teniendo en cuenta que en la toma de decisiones el tiempo es oro, los primeros minutos en los que entramos en contacto con una persona desconocida nos llevarán a decidir hasta qué punto esta nos resulta atrayente o nos produce rechazo. 

Simplemente, no podemos permitirnos examinar a cada persona en toda su profundidad, atendiendo a todos sus detalles y matices, si ni siquiera sabemos si merece la pena emplear nuestro tiempo en eso.

¿Son más atractivos los narcisistas y los psicópatas?

Cuando lo que tenemos que decidir es si la persona que tenemos delante es o no una potencial pareja, sin embargo, se da la paradoja de que estamos intentando juzgar si podemos planear una vida (o unos años) juntos a partir de información que recogemos en muy poco tiempo, con las primeras conversaciones. Quizás este aparente contrasentido es el que hace posible que nos resulten atractivas las personas con las que menos deberíamos contar a la hora de crear proyectos comunes.

Y es que, aunque parezca extraño, un estudio publicado en la European Journal of Personality ha llegado a la conclusión de que los narcisistas y las personas con rasgos psicopáticos van con ventaja a las citas rápidas y son percibidas como más atractivas que el resto.

 

El poder seductor de la Dark Triad

Desde hace varios años se sabe que existen tres rasgos de personalidad que, a pesar de tener mala prensa y estar mal vistos sobre el papel, resultan especialmente atrayentes. Estos tres rasgos de la personalidad forman la llamada Dark Triad, o tríada oscura, y son los siguientes:

  • Narcisismo: relacionado con la búsqueda constante de la atención, el emprendimiento de acciones para intentar gustar a los demás, el rechazo firme ante las críticas y los mensajes potencialmente dañinos para la autoestima, y la tendencia a manipular a otras personas.
  • Maquiavelismo: relacionado con la búsqueda constante de la riqueza, el poder y la fama, el establecimiento de relaciones personales a largo plazo orientadas a manipular a los demás, y el pensamiento frío y desapasionado volcado en cómo conseguir el propio beneficio independientemente del bienestar común.
  • Psicopatía: tendencia a la impulsividad, las conductas antisociales, la manipulación de los demás y la búsqueda constante de emociones fuertes.

Te habrás dado cuenta de que estos rasgos no encajan demasiado bien con nada que tenga que ver con los proyectos colectivos y el establecimiento de objetivos comunes, que son pilares fundamentales de la estabilidad familiar. Sin embargo, desde la óptica evolucionista es muy posible que personas que solo se preocupan por sí mismas tengan éxito reproductivo: solo han de conseguir manipular a la gente suficiente como para engendrar descendencia y hacer que esta llegue a reproducirse.

De este modo, estos rasgos de personalidad podrían ir heredándose de generación en generación.

En el estudio que nos ocupa, un equipo de investigadores quiso ver hasta qué punto estos tres rasgos de personalidad podrían estar relacionados con un mayor éxito en una serie de citas rápidas llevadas a cabo bajo su supervisión.

¿Cómo se realizó el estudio?

En primer lugar, los investigadores seleccionaron a 90 personas (44 hombres y 46 mujeres) de entre 18 y 32 años. Una vez concretado este grupo de voluntarios, se les suministró un cuestionario en el que se medían sus puntuaciones tanto en los rasgos de la Dark Triad como en los rasgos de personalidad del test Big Five (extraversión, responsabilidad, amabilidad, estabilidad emocional y apertura a la experiencia), que en otros estudios han estado relacionadas con el éxito en el mantenimiento a largo plazo de las relaciones de pareja.

Después de rellenar los cuestionarios, los participantes pasaron a realizar una serie de citas rápidas entre ellos. En total, se realizaron 691 citas rápidas, que duraron tres minutos cada una. Después de cada cita, los participantes rellenaban un formulario en el que puntuaban a la otra persona en varios aspectos, entre los cuales se encontraban su atractivo físico, las ganas que se tenían de iniciar una amistad con ella y el grado en el que estaría de acuerdo en tener sexo ocasional con ella.

Resultados: los narcisistas son más deseados

Los científicos encontraron una correlación significativa entre la puntuación en psicopatía y narcisismo y las posibilidades de ser elegido o elegida para relaciones cortas, tanto en hombres como en mujeres, e independientemente de su grado de atractivo físico. Es decir, que las personas más narcisistas y con rasgos más psicopáticos fueron más deseadas como parejas para relaciones a corto plazo. Sin embargo, la correlación era inversa en el caso del rasgo de maquiavelismo.

Además, los resultados reflejaron que las mujeres que obtuvieron mayores puntuaciones en atractivo físico también tendían a obtener grandes puntuaciones en narcisismo. Como era de esperar, la variable de atractivo físico tenía una potente relación con las posibilidades de ser elegido o elegida como pareja, especialmente en el caso de las mujeres.

♦♦♦♦♦♦♦

 

El Informe a que se refiere el articulo anterior de Arturo Torres: 

https://onlinelibrary.wiley.com/doi/abs/10.1002/per.2040

Abstract

Dark Triad traits (narcissism, psychopathy, and Machiavellianism) are linked to the pursuit of short‐term mating strategies, but they may have differential effects on actual mating success in naturalistic scenarios: Narcissism may be a facilitator for men’s short‐term mating success, while Machiavellianism and psychopathy may be detrimental. To date, little is known about the attractiveness of Dark Triad traits in women. In a speed‐dating study, we assessed participants’ Dark Triad traits, Big Five personality traits, and physical attractiveness in N = 90 heterosexual individuals (46 women and 44 men). Each participant rated each partner’s mate appeal for short‐ and long‐term relationships. Across both sexes, narcissism was positively associated with mate appeal for short‐ and long‐term relationships. Further analyses indicated that these associations were due to the shared variance among narcissism and extraversion in men and narcissism and physical attractiveness in women, respectively. In women, psychopathy was also positively associated with mate appeal for short‐term relationships. Regarding mating preferences, narcissism was found to involve greater choosiness in the rating of others’ mate appeal (but not actual choices) in men, while psychopathy was associated with greater openness towards short‐term relationships in women. Copyright © 2016 European Association of Personality Psychology

 

♦♦♦♦♦♦♦

[5] NARCISISTAS y PSICÓPATAS: Semejanzas y diferencias

http://libresdelnarcisista.blogspot.com.es/p/acerca-de-este-blog-y-de-su-autor.html

Cuando descubrí el trastorno de mi amigo, me surgió la duda si se trataba de un psicópata integrado o de un perverso narcisista. El primer libro que leí fue “Amor zero” del psicólogo español Iñaki Piñuel, un excelente tratado sobre la dinámica relacional de los psicópatas y sus dramáticas secuelas en las vidas de sus víctimas.

 

 

El trabajo de Piñuel es, a mi juicio, de lo mejor que existe en esta materia en español, sin embargo la descripción que hace de los psicópatas integrados, no se correspondía exactamente con las características que observaba en mi amigo. Por supuesto, encontraba muchísimas semejanzas, pero había aspectos de su personalidad que el texto no especificaba. Obtuve respuesta leyendo otras fuentes, especialmente en inglés, por ejemplo a Sam Vaknin, y otros autores. 

Con el tiempo, logré ponerle nombre al trastorno de personalidad de mi amigo, se trataba de un narcisista encubierto con rasgos sociopáticos, es decir, usando la terminología de Otto Kernberg, otro gran especialista, un narcisista perverso, sin duda uno de los especímenes más peligrosos del reino de los narcisos.

Semejanzas: ¡Narcisistas y psicópatas bailan la misma balada! 

En base a lo que he ido aprendiendo, comenzaré comentando las semejanzas entre psicópatas y narcisistas

En principio, ambos comparten el mismo perfil básico de las personalidades narcisistas: idea grandiosa de sí mismos, creencia de que son únicos y especiales, irrespeto de los límites interpersonales, sentido de estar en derecho, envidia patológica, arrogancia, relaciones de explotación y maquiavelismo, necesidad de admiración, y la más importante de todas: la falta de empatía.

Psicópatas y narcisistas carecen de conciencia moralacerca del daño que infringen a otros, ni sienten culpa ni creen que son responsables del mal que hacen a los demás.

Las relaciones con psicópatas y narcisistas siguen el mismo ciclo: etapa de idealización o seducción, seguida por un tiempo de devaluación o denigración, y, finalmente, el descarte. Ambos son maestros consumados del engaño y el disfraz, expertos mentirosos, fríos, calculadores, estudian las características de sus víctimas y crean una personalidad falsa para atrapar mejor a sus presas.

Psicópatas y narcisistas utilizan las mismas técnicas de manipulación emocional y de control psicológico: el love bombing, la triangulación, el gaslighting, la victimización, el tratamiento silencioso, la negación, el aislamiento, etc.

Ambos mantienen con sus víctimas relaciones altamente abusivas y tóxicas. Como buenos depredadores, siembran caos y destrucción en las vidas de las personas que se enredan con ellos. Las secuelas suelen ser devastadoras: perdida de la autoestima, síndrome de estrés post-traumático, identidad erosionada, ansiedad, depresión, sentimiento de indefensión, disonancia cognitiva, etc.

Las semejanzas, como vemos, son muchas, psicópatas y narcisistas bailan la misma balada;comentemos ahora las diferencias.

Diferencias: La necesidad de combustible  

Los psicópatas no presentan los graves problemas de autoestima y de inseguridad que sufren los narcisistas, por lo que son unos depredadores mucho más fríos y más peligrosos. La autoestima de los narcisistas fluctúa constantemente, lo que les convierte en seres dependientes, adictos al combustible,las reacciones emocionales, la droga que requieren para funcionar y no sucumbir psicológicamente ni desmoronarse a trozos.

El psicópata, en cambio, aunque también busca controlar y dominar a la  víctima, no depende del suministro para actuar y mantener su fachada, su autoestima no está supeditada a los mecanismos de regulación que utilizan sus primos narcisistas.

A pesar de que ambos son bastante susceptibles a la crítica,y reaccionan de manera iracunda y vengativa, el narcisistaes mucho más propenso a recibir una injuria o herida narcisista, dada su extremada inseguridad. Aunque aparenta ser fuerte y dominante, en realidad es frágil como el cristal de los espejos donde se mira. En él subyace un sentimiento infantil de vergüenza que no tiene el psicópata y que aflora en determinadas circunstancias, especialmente cuando se ve expuesto o criticado.

En consonancia con esto, el narcisista puede ir cambiando constantemente de víctima, pero nunca se queda sin pareja de baile, es decir, sin una fuente primaria de combustible. Para él, tener una persona que lo sostenga es, sencillamente, imprescindible. En cambio, el psicópata puede subsistir perfectamente como un lobo solitario, su capacidad de establecer relaciones estables en el tiempo es mucho menor que la de los narcisistas, por la sencilla razón de que no depende de ellas para mantener su funcionamiento psíquico y no demuestra ningún interés en nadie.

Todo lo expuesto se relaciona con el diferente origen de ambos trastornos. El narcisismo patológico es un mecanismo de defensa frente a una situación traumática ocurrida en la temprana infancia, lo que truncó el desarrollo de la empatía emocional y la formación de un yo definido. La persona, para sobrevivir al trauma, se ha refugiado en una imagen idealizada que ha creado de sí misma. Esa máscara, que ha sustituido al verdadero yo, se alimenta y sostiene por el combustible, es decir, por las reacciones emocionales que provoca en los demás.

Los narcisistas han crecido en entornos familiares altamente tóxicos, y su trastorno es fruto del abuso, sea por exceso o por defecto, perpetrado por padres, hermanos o primeros cuidadores.

En el caso de los psicópatas, las circunstancias ambientales no parecen ser tan decisivas en el origen de su patología. La predisposición genética y los factores constitucionales son los que han determinado la aparición de su trastorno de personalidad.

Algunos estudiosos afirman que la no empatía y la falta de conciencia moral de los psicópatas es una condición que no es fruto, como en el caso de los narcisistas, de ningún trauma infantil, sino que ha estado con ellos desde siempre. Es pasmoso. Nunca han sentido alegría, ni tristeza, ni remordimiento, y mucho menos sentimientos humanos tan elevados como el amor o la compasión.

En cambio, la empatía y la conciencia moral de los que sufren el trastorno narcisista quedaron anuladas en un momento clave de su desarrollo infantil. Así fue como lograron sobrevivir a una situación de abuso que amenazaba completamente su existencia psíquica y emocional.

Aunque ambas personalidades son altamente tóxicas y destructivas, el psicópata es mucho más peligroso, más cruel, siente menos reparo que el narcisista en cometer actos violentos para lograr sus objetivos. El narcisista cuida celosamente su imagen o fachada y siente menos satisfacciónen transgredir la ley, quizás porque lo que le interesa por encima de todo no es tanto hacer daño en sí mismo, como al psicópata, sino obtener el suministro narcisista que le permite subsistir.

¡No bailemos con estos depredadores!: Contacto 0

Ambos trastornos carecen de un tratamiento terapéutico efectivo, su patrón de personalidad es estable. Están convencidos de que no necesitan cambiar, y además tampoco pueden hacerlo porque su ausencia de emociones y de conciencia moral es absolutamente irreversible, ya sea de origen traumático o constitucional.

Tanto en un caso como en otro, si se ha sido víctima de uno de estos especímenes tóxicos la única solución es el Contacto 0, romper todo vínculo con estas personas tan destructivas, escapar lo más lejos posible de su influencia, y comenzar en serio un camino de recuperación y liberación.

¡No bailemos con estos depredadores!: Contacto 0,  y que suene otra música en nuestra vida.

♦♦♦♦♦♦♦

 

 

 

[6] La era del vacío: Ensayo sobre el individualismo contemporáneo (fragmento)

Por Gilles Lipovetsky

‘Narciso, o la Estrategia del Vacío’

A cada generación le gusta reconocerse y encontrar su identidad en una gran figura mitológica o legendaria que reinterpreta en función de los problemas del momento: Edipo como emblema universal, Prometeo, Fausto o Sísifo como espejos de la condición moderna. Hoy Narciso es, a los ojos de un importante número de investigadores, en especial americanos, el símbolo de nuestro tiempo: “El narcisismo se ha convertido en uno de lo temas centrales de la cultura americana” (Chr. Lasch: The Culture of Narcisism). Mientras el libro de R. Sennett Las Tiranías de la intimidad, acaba de ser traducido al francés, The Culture of Narcisism, se ha convertido en un auténtico best-seller en todo el continente de los USA. Más allá de la moda y de su espuma y de las caricaturas que pueden hacerse aquí o allá del neo-narcisismo, su aparición en la escena intelectual presenta el enorme interés de obligarnos a registrar en toda su radicalidad la mutación antropológica que se realiza ante nuestros ojos y que todos sentimos de alguna manera, aunque sea confusamente. Aparece un nuevo estadio del individualismo: el narcisismo designa el surgimiento de un perfil inédito del individuo en sus relaciones con él mismo y su cuerpo, con los demás, el mundo y el tiempo, en el momento en que el “capitalismo” autoritario cede el paso a un capitalismo hedonista y permisivo, acaba la edad de oro del individualismo competitivo a nivel económico, sentimental a nivel doméstico (E. Shorter), revolucionario a nivel político y artístico, y se extiende un individualismo puro, desprovisto de los últimos valores sociales y morales que coexistían aún con el reino glorioso del homo economicus, de la familia, de la revolución y del arte; emancipada de cualquier marco trascendental, la propia esfera privada cambia de sentido, expuesta como está únicamente a los deseos cambiantes de los individuos. Si la modernidad se identifica con el espíritu de empresa, con la esperanza futurista, está claro que por su indiferencia histórica el narcisismo inaugura la posmodernidad, última fase del homo aequalis.

El vacío

‘¡Si al menos pudiera sentir algo!’: esta es la fórmula que traduce la ‘nueva’ desesperación que afecta a un numero cada vez mayor de personas. En este punto, el acuerdo de los psicólogos parece general; desde hace veinticinco o treinta años, los desordenes de tipo narcisista constituyen la mayor parte de los trastornos psíquicos tratados por los terapeutas, mientras que las neurosis ‘clásicas’del siglo XIX, histerias, fobias, obsesiones, sobre las que el psicoanálisis tomó cuerpo, ya no representan la forma predominante de los síntomas. Los trastornos narcisistas se presentan no tanto en forma de trastornos con síntomas claros y bien definidos, sino más bien como ‘trastornos de carácter’ caracterizados por un malestar difuso que lo invade todo, un sentimiento de vacío interior y de absurdidad de la vida, una incapacidad para sentir las cosas y los seres. Los síntomas neuróticos que correspondían al capitalismo autoritario y puritano han dejado paso bajo el empuje de la sociedad permisiva, a desordenes narcisistas, imprecisos e intermitentes. Los pacientes ya no sufren síntomas fijos sino de trastornos vagos y difusos; la patología mental obedece a la ley de la época que rinde a la reducción de rigideces así como la licuación de las relevancias estables: la crispación neurótica ha sido substituida por la flotación narcisista. Imposibilidad de sentir, vacío emotivo, que la desubstanciación ha llegado a su término, explicitando la verdad del proceso narcisista, como estrategia del vacío.

Es más; según Chr. Lasch, los individuos aspiran cada vez más a un desapego emocional, en razón de los riesgos de inestabilidad que sufren en la actualidad las relaciones personales. Tener relaciones interindividuales sin un compromiso profundo, no sentirse vulnerable, desarrollar la propia independencia afectiva, vivir solo, ese seria el perfil de Narciso. El miedo a la decepción, el miedo a las pasiones descontroladas traducen a nivel subjetivo lo que Chr. Lasch llaman The Flight from feeling (La huida ante el sentimiento), proceso que se ve tanto en la protección íntima como en la separación que todas las ideologías ‘progresistas’ quieren realizar entre el sexo y el sentimiento. Al preconizar el cool sex y las relaciones libres, al condenar los celos y la posesividad, se trata de hecho de enfriar el sexo, de expurgarlo de cualquier tensión emocional para llegar a un estado de indiferencia, de desapego, no sólo para protegerse de las decepciones amorosas, sino también para protegerse de los propios impulsos que amenazan el equilibrio interior. La liberación sexual, el feminismo, la pornografía, apuntan a un mismo fin: Levantar barreras contra las emociones y dejar de lado las intensidades afectivas. Fin de la cultura sentimental, fin del happy end, fin del melodrama y nacimiento de una cultural cool en la que cada cual vive en un bunker de indiferencia, a salvo de sus pasiones y de las de los otros.

Seguramente Chr Lasch tiene razón para señalas el refugio de la moda ‘sentimental’, destronada por el sexo, el placer, la autonomía, la violencia espectacular. El sentimentalismo ha sufrido el mismo destino que la muerte; resulta incomodo exhibir las pasiones, declarar ardientemente el amor, llorar, manifestar con demasiado énfasis los impulsos emocionales. Como en el caso de la muerte, el sentimentalismo resulta incomodo; se trata de permanecer digno en materia de afecto, es decir, discreto. El ‘sentimiento prohibido’, lejos de designar un proceso anónimo de deshumanización, es un efecto del proceso de personalización que apunta a la erradicación de los signos rituales y ostentosos del sentimiento. El sentimiento debe llegar a su estado personalizado, eliminando los sintagmas fijos, teatralidad melodramática, el kistch convencional. El pudor sentimental está regido por un principio de economía y sobriedad, constitutivo del proceso de personalización. Por ello no es tanto la huida ante el sentimiento lo que caracteriza nuestra época como la huida ante los signos de sentimentalidad. No es cierto que los individuos busquen un desapego emocional y se protejan contra la irrupción del sentimiento; a ese infierno lleno de mónadas insensibles e independientes, hay que oponer los clubs de eneciuentros, de relaciones, de amor y que precisamente cada vez cuesta más realizar. Por eso el drama es más profundo que el pretendido desapego cool: hombres y mujeres siguen aspirando a la intensidad emocional de las relaciones privilegiadas (quizá nunca hubo una tal “demanda” afectiva como en esos tiempos de deserción generalizada), pero cuanto más fuerte es la espera; más escaso se hace el milagro fusional y en cualquier caso más breve(1). Cuanto más la ciudad desarrolla posibilidades de encuentro, más solos se sienten los individuos; más libres, las relaciones se vuelven emancipadas de las viejas sujeciones, más rara es la posibilidad de encontrar una relación intensa. En todas partes encontramos soledad, el vacío, la dificultad de sentir, de ser transportado fuera de sí, de ahí la huida hacia delante en las ‘experiencias’ que no hace más que traducir la búsqueda de una ‘experiencia’ emocional fuerte ¿por qué no puedo yo amar y vibrar? Desolación de narciso, demasiado bien programado en absorción en sí mismo para que pueda afectarle el Otro, para salir de sí mismo, y sin embargo, insuficientemente programado ya que todavía desea una relación afectiva.

***

(1) El proceso de desestandarización precipita el curso de las ‘aventuras’, pues las relaciones repetitivas con su inercia o pesadez, perjudican la disónibilidad, la ‘personalidad’ viva del individuo. Hay que buscar el frescor de vivir, reciclar los afectos, tirar todo lo que envejece: en los sistemas desestabilizados, la única relación peligrosa’ es una relación de pareja prolongada indefinidamente. De ahí una bajada o subida de la tensión cíclica: del stress a la euforia, la existencia se vuelve sismográfica.

♦♦♦♦♦♦♦

 

 

♦♦♦♦♦♦♦

[7] Glosario sobre psicopatía y narcisismo con palabras finales

Por Shiva Shakti Omnamah
 
 

Hace tres años comenzamos el blog con la idea de difundir lo que habíamos aprendido sobre psicopatía y narcisismo buscando respuestas a nuestras situaciones personales que transcurrieron tanto en el ámbito doméstico como en el laboral. Coincidíamos en que el material que había disponible en español era insuficientes por lo que, sin tener experiencia previa en blogs o redes sociales, decidimos traducir lo que había disponible en inglés y francés para subirlo. También difundimos lo que ya había en castellano tanto en blogs como en libros. A los pocos meses de iniciar el blog, el libro de Iñaki Piñuel salió a la venta y desde entonces la problemática del abuso psicopático ha comenzado  a tratarse en los medios. Lamentablemente, si bien estamos felices de que hay más presencia mediática del tema, está lejos de tener la cobertura que merece y deseamos que cada vez sean más los blogs, las comunidades en redes sociales, los artículos periodísticos, los reportajes televisivos para prevenir y sanar el abuso de psicópatas y narcisistas en sus roles de padres/madres, colegas, jefes, parejas.

Hoy queremos anunciar que ésta será nuestra última entrada al blog. Creemos que ya colaboramos en difundir lo que estaba a nuestro alcance. Seguiremos manteniendo la página de Facebook para mostrar lo que otros divulguen y para dar la oportunidad a los lectores de seguir comentando y compartiendo vivencias. Creemos firmemente que la educación logrará que las personas que estén en la mira de abusadores puedan darse cuenta y alejarse antes de involucrarse en relaciones o proyectos con ellos; que los sobrevivientes se recuperen de forma eficiente y definitiva; que los psicópatas integrados y narcisistas malignos, al no poder usarnos, se sientan obligados a cambiar su conducta hacia el resto. Hoy por hoy, se ha comprobado que distintos tipos de terapias cognitivas-conductuales, el uso de oxitocina inhalable, la meditación compasiva (esto último a cargo del equipo del Doctor en Ciencias Neurocognitivas Richard Davidson) se utilizan con bastante éxito para estimular la empatía y mejorar la conducta de las personas con desórdenes de personalidad tipo B. Sin embargo, los sociópatas no quieren salir de su zona de confort. Solo cuando toda la sociedad los identifique se verán forzados a tratarse o a vivir prácticamente aislados cuando los demás traten de evitar su compañía. Ese es el poder de la educación.  Es entonces que dejamos establecido aquí lo siguiente:

Por el presente texto declaramos que todo el material que compartimos en este blog que sea de nuestra autoría, es decir aquel que no esté especificado como cita textual, reportaje, transcripción o traducción de otros autores, es y será de DOMINIO PUBLICO por lo que cualquier persona puede hacer uso del mismo total y/o parcialmente para reproducirlo en cualquier medio si, y solo sí, reconoce SU CONDICIÒN DE MATERIAL INTELECTUAL QUE PERTENECE A LA SOCIEDAD EN SU CONJUNTO. Reiteramos, nadie podrá reservar derecho alguno sobre el material original de este blog porque nosotras, las autoras SHIVA SHAKTI, lo hemos establecido como de DOMINIO PUBLICO.

Habiendo aclarado esto, queremos dejarte un glosario con los términos más importantes para entender en qué consiste este tipo de abuso, de violencia. Asimismo, deseamos asegurarte que de ese pozo de dolor y debilidad se sale, busca la ayuda correcta, mantén contacto cero o contacto mínimo, aprende todo lo que puedas, dedícate a sanar, rodéate de amor y de buenas personas y, en especial, ten paciencia con tu proceso porque será largo, pero no eterno. Saldrás de esta crisis ENORME, volverás a ser feliz, y conocerás el valor de cosas sencillas en las que antes no reparabas bajo el drama constante del relato sociopático. Hay una vida plena y hermosa luego del encuentro con “la gente de la mentira”, como el doctor Scott Peck ha dado en llamar a aquellos cuyo placer es el mal ajeno.

GLOSARIO BÁSICO SOBRE PSICOPATIA Y NARCISISMO MALIGNO

Bombardeo amoroso: durante la etapa de idealización, los psicópatas y narcisistas necesitan derribar todos tus reparos por lo que harán una campaña extraordinaria de halagos, coincidencias manufacturadas, intensidad de vivencias, desesperación por estar contigo. Te hará creer que eres la pareja perfecta, su alma gemela, su colega o amigo ideal, etc. De a poco todos tus pensamientos comenzarán a girar alrededor de esa persona, querrás compartir todo, mostrarle todo, es cuando el proceso de totalización se ha cumplido y el abuso comienza.

Campaña de calumnias y difamación: esta etapa es un clásico del/la abusador/a. Cuando te abandone, lo dejes, o descubras su hipocresía tratará de destruirte, te endilgará su abuso, mentirá sobre ti, pondrá a tus hijos y familia en tu contra, te saboteará en el trabajo. Por favor, todos hemos pasado por esto, es una etapa larga en la que creerás enloquecer, pero la superarás, no sin alguna cicatriz de la batalla. NADIE SALE ILESO DEL CONTACTO DE CUALQUIER ÍNDOLE CON NARCISISTAS Y PSICÓPATAS, PERO SE SALE Y HAY MUCHA VIDA FELIZ LUEGO DE LA PEOR TORMENTA IMAGINABLE.

Chivos expiatorios:  el psicópata necesita de  apáticos útiles para cumplir con sus metas destructivas, especialmente en el mundo del trabajo o en las familias. Asimismo, debe sacar del medio a las personas muy empáticas que sospechan de sus mentiras, a éstas las escoge como chivos expiatorios, es decir una persona a la cual le adjudicará todas sus malas acciones, a la que tratará de difamar y aislar para que no pueda advertir a otros “objetivos” que el/la psicópata tiene en su mira. Los chivos expiatorios son muy comunes entre hijos de psicópatas o narcisistas y entre colegas eficientes y responsables, quienes son una amenaza para las agendas secretas de todo perverso. La única solución es apartarse del camino del psicópata, no caer en sus provocaciones, explicar la situación a los que puedan entender y documentar todo lo que sea posible para usar en defensa propia ya que muchas veces hay que recurrir a instancias legales para protegerse.

Ciclo de idealización-devaluación-descarte: este ciclo se repite calcado en toda relación con un psicópata, sea como amigo o amante. En un primer momento, le resultas interesante, tiene algo que puede tomar de ti, te seduce como nadie, te hace sentir especial como nunca antes. Cuando sabe que te tiene asegurad@, comienza a hacerte dudar de todo, en especial de ti, te humilla sutilmente, te deja entrever que te engaña, desesperas y él/ella disfruta del show. Luego se aburre y pude tomar dos caminos: si sigue necesitando de ti, por ejemplo eres su cónyuge y le das a su vida un aire de normalidad para que nadie sospeche, te alternará entre idealización y devaluación; en cambio si le has sacado la máscara, o alguien tiene algo mejor para darle, pasará al descarte más brutal y repentino que pueda darte. Se exhibirá con otras personas que ocupen tu lugar inmediatamente.

Contacto cero: Todos los especialistas en relaciones abusivas recomiendan el contacto cero. ¿Pero qué es técnicamente el contacto cero? Ninguna comunicación directa con el sociópata o narcisista: no verlo en persona, escribirle mails ni hablar por teléfono .Ninguna comunicación indirecta: en Facebook, twitter u otras redes sociales o mensajes a través de terceras personas. Los motivos por lo cuales se recomienda el contacto cero son: si lo rompes volverás a ser manipulado y mantendrás abiertas las heridas, tardarás más tiempo en sanar y volverás a tener pensamientos obsesivos o intrusivos sobre esta persona. Asimismo, en los casos de psicópatas que ejercieron violencia física se corre riesgo de vida. Contacto cero (o contacto mínimo con método de piedra gris) para siempre.

Disonancia cognitiva: se define a la disonancia cognitiva como “la percepción de incompatibilidad de dos cogniciones simultáneas que puede impactar negativamente sobre actitudes y comportamientos”. Es decir, tu psiquismo está en tensión permanente por tratar de decodificar los mensajes contrapuestos que la persona abusadora da a su entorno. Tus decisiones pueden volverse erráticas, tratando de discernir lo que es verdad de lo que es mentira, además de perder considerable energía psíquica en el proceso. Lamentablemente, esa disonancia es la que hace que muchos sobrevivientes pasen años exculpando a la persona que los encadena a un permanente sufrimiento psicológico ya que prefieren creer las mentiras a asumir la verdad que es terrorífica y difícil de procesar.

Enunciación de pistas sobre su sociopatía: hay quienes dicen que lo hacen por placer, otros que lo hacen para reconocerse entre ellos, pero lo cierto es que todos dan pistas verbales de lo que son, por ejemplo: “no te convengo”, “no soy buena”, “mi debilidad son los niños”, cosas dichas con un doble sentido que solo descubres luego de que te enteras que hizo operaciones fraudulentas en la bolsa, que iba a fiestas sexuales mientras se hacía pasar por una persona conservadora  y que tenía una causa legal en otro estado por abuso de una menor de 13 años. De más está decir que el puñetazo que recibes cuando entiendes sus sádicas pistas con demora es tan grande que necesitarás todo el apoyo psicológico que los especialistas en narcisismo y psicopatía te puedan dar.

Facilitadores o monos voladores: los facilitadores o monos voladores son aquellas personas, generalmente apáticas o poco empáticas, que van tras la manada liderada por el/la sociópata. Estos facilitadores harán el trabajo sucio llevando rumores, acosando o simplemente creyendo las mentiras que el/la psicópata invente sobre ti. Hay dos clases de monos voladores:  el que es demasiado ingenuo y cree a ciegas las mentiras y el cínico que cree que va a poder sacar algo del psicópata. Ambos corren el riesgo de ser usados como chivos expiatorios o como próximos suministros de la persona tóxica.

Gaslighting: es la técnica por excelencia para volverte loc@ y consiste en hacerte dudar de tu percepción: te aseguran que no dijeron lo que dijeron, te tratan de celos@ y paranoic@ cuando te dejan adrede abierto un mail de otra persona, te cambian las cosas de lugar o extravían documentos importantes (esto último en las empresas), inventa teorías conspirativas sobre tu familia o amigos, etc. De esta manera, al poco tiempo, logran que pienses que has enloquecido y que no vales nada como pareja, hij@ o emplead@.

Imitación en espejo: aunque carecen de empatía emocional, los sociópatas tienen la habilidad cognitiva para entender e imitar a la perfección las emociones humanas, estudian perfectamente tus puntos fuertes y tus puntos débiles y, en base a eso, construyen una persona a tu medida. Este punto es fundamental para prevenir el abuso ya que no hay nadie que esté libre de vulnerabilidades, todos estamos expuestos a ser enredados en las mentiras de un/a psicópata si desconocemos el modus operandi de estos seres altamente tóxicos. La persona que, arrogantemente, cree que no le puede pasar y que los sobrevivientes son culpables de atraer con sus debilidades a estos sujetos está más expuesta que cualquiera.

Manipulación: junto con la mentira constante y la falta de control, la manipulación es una de las características más conspicuas de psicopatía o narcisismo. Sus vidas se basan en manejar y controlar a los otros para su propio beneficio. Manipulan en forma natural porque su vida es un constante estudio de los botones que tienen que tocar para hacerte reaccionar o actuar.

Mentiras compulsivas:  aquellos con desordenes de personalidad tipo B mienten todo el tiempo, aun cuando no es necesario. ¿El motivo? Pues se divierten mintiendo, se sienten poderosos engañando y adoran burlarse secretamente de las personas a las que dicen cuidar. Además las mentiras les resultan esenciales para la destrucción de la reputación y la autoestima de cualquiera que se atreva a darles su verdadero nombre: seres sin almas, egoístas y perversos.

Método de piedra gris y contacto mínimo: cuando no puedas tener contacto cero deberás recurrir a estas dos estrategias. El contacto mínimo consiste en tener el contacto básico (sea por razones familiares o laborales) y de ser posible a través de tercero, con testigos o por escrito.  El método de piedra gris es volverte la persona más aburrida y menos reactiva posible, no comentes nada de ti, de tu trabajo, familia e hijos; no reacciones a ninguna provocación; eventualmente se aburrirá y buscará otro objetivo para reinventar su drama.

Promiscuidad y/o perversión sexual: si bien no todos las personas psicópatas y narcisistas son perversos sexuales (muchos lo son e incluso son abusadores/as de menores), la gran mayoría son meramente promiscuos e infieles crónicos (que no es poco). Al no tener emociones, el sexo variado los mantiene interesados en algo, remplazan su pobre vida interior con estímulos hormonales y psicológicos ultra intensos derivados de múltiples parejas sexuales, orgías, pornografía hardcore, etc. No obstante, jamás asumirán que eso es lo que les interesa, de ser así no engañarían a nadie, por lo que necesitan hacerte creer que eres único/a en sus vidas (y a sus otras parejas también). Esto no solo trae consecuencias emocionales devastadoras cuando te enteras que lejos de ser la persona fiel que decía ser  te engañaba con cuanta cosa pasaba por delante; sino que al creerte en una relación monógama no tomaste recaudos y terminaste con alguna ETS.

Reacciones psicopáticas post-ruptura: los psicópatas y narcisistas suelen actuar de dos formas muy concretas luego del descarte, o bien te acosarán (en especial si tú has logrado romper la relación) o desaparecerán de tu vida como si nunca hubieran existido. En ambos casos quieren seguir causándote daño. Si tu partiste te molestará permanente ya que en su concepción todopoderosa de si mismo NADIE PUEDE DECIRLE QUE NO. Si te dejó abruptamente no se comunicará, por el contrario, se lucirá con sus nuevas conquistas y se esforzará para que te enteres. En todos los casos recurrirá a la campaña de difamación y al asesinato de personalidad (ver términos más abajo) para convencer al mundo que él/ella era la pobre víctima de tus incoherencias.

Síndrome de Estocolmo Doméstico:  también denominado “vinculación por trauma”, este síndrome aparece cuando la persona, luego de ver la cara “dulce y maravillosa” de su pareja o amigo, comienza a ser abusada. La víctima no puede entender lo que sucede y entra en un espiral de confusión, dolor, disociación y pérdida de valor como así también, se culpa por “el abrupto cambio” que sufrió la otra persona. En paralelo el/la abusador/a inventa mentiras sobre los familiares y amigos de la víctima para aislarla. En soledad, sintiéndose merecedora del abuso, la víctima cree que la única persona que la va a querer es su abusador/a sobre la que alberga esperanzas de que volverá a ser “la persona del comienzo” cuando logre complacerle.

Stonewalling o técnica del cerrojo: usada desde siempre en las empresas para aislar a ex empleados o cerrar bruscamente negociaciones, también es utilizada por los sociópatas para culparte a ti de todo lo que va mal en la relación. Fingen que están interesados en hablar, pero en cuanto comienzas a hacer algún planteo te acusan de imposibilitar el dialogo, hacen gestos de ofensa  y se niegan a seguir “conversando” para aclarar las cosas en “esos términos”. Obviamente sus objetivos siempre son oscurecer, confundir y proyectar su basura sobre los demás.

Tratamiento del vacío o silencio: el tratamiento del vacío es parte de la técnica de stonewalling, es no hablarte por días cuando le haces un planteo lógico, e incluso lanzarte miradas de odio cada vez que pasas cerca de esa persona. La angustia que provoca es tan grande que muchas veces la persona que fue engañada o humillada termina pidiendo perdón para que la otra parte deje de castigarle con un silencio hostil.

Triangulación: Esta es un arma de control y abuso. Es el “divide y reinarás” de Maquiavelo que  los psicópatas aplican en la familia, en la pareja, en los grupos de amigos y especialmente en las empresas. Te dicen que su ex era más fogosa y que estaba dispuesta a probar cosas que tú no quieres, te aseguran que si no le confías sobre lo que estás trabajando no podrá ayudarte y que otro colega tendrá más chances de obtener la promoción, te da a entender que tu eres un mal hijo y que tu hermano es mejor. De esa manera logra que te esfuerces en ser “mejor” amigo, colega, hijo, amante para ellos. No vale la pena.

Vampirización de recursos: los/las narcisistas y psicópatas viven de todo lo que puedan rapiñar del entorno, es decir, emociones, sexo, dinero, poder, comodidad, diversión, energía mental, etc. Los sobrevivientes sienten que no solo fueron burlados y abusados sino que quedaron sin energía vital y es por eso que se los conoce como vampiros emocionales. Descuida, volverás a recargar las baterías, mientras que ellos dilapidarán en segundos todo lo que robaron en para volver a quedar vacíos hasta la nueva víctima.

Estos son solo algunos de los términos que pueden arrojar luz sobre la oscuridad en la que se encuentran las personas captadas por psicópatas y narcisistas. En el blog quedan infinidad de consejos para la recuperación como así también otros conceptos y testimonios cruciales para entender y salir del abuso. También puedes buscar en otras fuentes términos como Terapia EMDR y Tapping, proyección de culpa, estrés postraumático, desórdenes de personalidad tipo B, asesinato de reputación, lavado de cerebro, suministro narcisista, totalización, dependencia bioquímica o adicción inducida, provocaciones psicopáticas, etc. Te recomendamos autores como Iñaki Piñuel, Vicente Garrido, Shannon Thomas, George Simon, Robert Hare, Paul Babiak, Martha Stout, Bernardo Stamateas, Marie France Hirigoyen, el foro de Psychopathfree, la página LoveFraud y el sitio del controvertido Dr. Marietán (te recordamos que no estamos de acuerdo, ni la mayoría de los autores anteriormente mencionados, con su concepto de “complementario/a” pero es indudable que es un especialista sobre el tema). Esperamos que tengas un gran nuevo año, que llegue con paz interior, salud, alegría, autoestima y energía recuperadas, y por sobre todo rodeada del amor de buenas personas. Queremos darte las gracias porque estuviste ahí con nosotras sanando en conjunto. Parafraseando a Gandhi  podemos afirmar que la historia nos muestra que si bien desde tiempos inmemoriales hubo tiranos y pésimas personas que parecían invencibles, siempre cayeron y de la peor manera. El amor y la verdad prevalecerán. Lo logramos y lo lograremos; podemos y podremos; somos y seremos libres y felices.

♦♦♦♦♦♦♦

 

♦♦♦♦♦♦♦

[8] Sociedad Narcisista

Por Jorge Valderrama Gutiérrez

http://www.diariolaprensa.cl/actualidad/sociedad-narcisista/

 

En 1979 el polémico ensayo “La cultura del narcisismo” dado a luz por la pluma del sociólogo norteamericano Christopher Lasch, confrontó la primitiva quimera griega con aspectos de nuestra “moderna” sociedad.

Asimismo, en el libro “Le men contemporain” -de data cercana al anterior- el filósofo Alain Finflekraut redescubre en su totalidad la figura de Charles Péguy y toda su magnificente revalorización ceñida al narcisismo social.

Así, cimentado en su respuesta a la interrogante: ¿De qué manera Péguy nos ayuda a pensar en nuestro mundo actual?, Finflekraut responde: “Nuestra época tiene una tendencia narcisista: la de aceptar a los demás solo si son a nuestra imagen y semejanza… El modernismo es vivido por una humanidad transformada en clientela que tiene una reputación de consumo y de turismo con la realidad”.

Así, el eterno mito de Narciso también es retomado por el psicoanalista Theodore Rubin al aseverar que “el narcisista se convierte en su propio mundo y cree ser el mundo entero”.

TRISTEZA

Empero, ¿quién fue o qué representa Narciso? Ovidio fue quien nos transmitió la historia de Narciso en el tercer libro de “Metamorfosis”, en el cual se refiere a la “dura soberbia”. Bello como nadie, Narciso prendó a la ninfa Eco, sentenciada por la celosa Juno a repetir sólo las últimas palabras de su interlocutor.

Acosado por tantas beldades, Eco fue rechazada por el apuesto Narciso, lo que la llevó a perecer de tristeza en la oscuridad de una caverna. Molestos por la arrogancia del sublime efebo, los dioses determinan un castigo: predijeron que su muerte sobrevendría cuando viera su propia imagen.

De esta forma, paseando por el bosque un día Narciso se inclinó sobre un límpido espejo de agua, enamorándose perdidamente de la imagen que se reflejó en éste. Sin plena conciencia, fue atraído irresistiblemente por tal copia que le hizo languidecer y sucumbir hasta transformarse en la flor del mismo nombre.

DEBATE POLÍTICO

Históricamente este mito ha sido y es un filón inagotable para la psiquiatría, sociología y psicología, aunque es la interpretación existencialista y cultural -quizás menos exhaustiva y más mundana- la que inspira este escrito, una modesta reflexión a reflexionar sobre nuestra época narcisista. ¿Ejemplos? Narcisista es quien se entusiasma más con el hecho de tener la razón -traducido como vencer- que con verificar si algo es cierto y real y enriquecer su espíritu a su través. Es la reducción de la reflexión, tan frecuente hoy en día cuando muchos acuden al debate político o a un grotesco “cara a cara” cotidiano inspirados en la tendencia obcecada de querer “tener la razón” o de “ponerla encima de los ojos de los demás” cual perfectos críticos.

Obviamente tratamos de evitar un autoanálisis, pues cuando centramos el interés en nosotros mismos, en nuestra brillantez intelectual, en aras de tener la razón perdemos el sentido de la realidad inagotablemente compleja y diversa.

Respecto a ello, Santo Tomás de Aquino lúcidamente aclara dudas en la Summa al señalar que “los soberbios mientras se deleitan con su propia excelencia (de tener la razón) se molestan con la excelencia de la verdad”.

FANTASÍAS

Característica de los narcisistas de todos los tiempos es poseer una razón prejuiciada y selectiva, contraria a una razón abierta hacia la realidad como la que defiende San Agustín: “Hay muchos que hablan de sus propias fantasías y que descalifican las mentes de los demás. Estas personas no desean ser iluminadas por el Señor, sino por sí mismas. De esta manera, sus tinieblas se hacen aún más densas, pues en su abominable arrogancia se han apartado de Ti”.

El narcisismo ha tenido históricamente eras doradas en las que ha prevalecido campeante y a inicios del tercer milenio en pleno apogeo de Internet/globalización, catástrofes/supradepredación humana, exploraciones siderales/catarsis urbanas, nos siguen atrayendo magnéticamente los mitos y sabidurías helenas, cual páginas de un celestial diario de nuestras vidas un poco escritas, un poco en permanente construcción, a la par que yacemos embelesados contemplando nuestro triunfo sobre la naturaleza… hasta que ésta nos refleje nuestra real imagen.

♦♦♦♦♦♦♦

ARTÍCULOS DE INTERÉS RELACIONADOS: 

Psicópatas en el poder.

SOCIOPATÍA y PSICOPATÍA EN POLÍTICA; “Los políticos suelen aferrarse al poder como psicópatas”

PSICOPATÍA, IDEOLOGÍA y SOCIEDAD, por Inmaculada Jáuregui Balenciaga

***

IMAGEN PORTADA: “La Metamorfosis de Narciso” (1937), de Salvador Dalí 

 

 

 

Be the first to comment

Deja tu opinión

Tu dirección de correo no será publicada.


*